jueves, 24 de abril de 2014

Se entregaron los premios Florencio Sánchez al teatro

Jueves 24 de abril de 2014 | Publicado en edición impresa

Casa de teatro

Los grandes ganadores fueron Manzi... y Querido Ibsen: soy Nora

Carlos Gorostiza, premiado por su trayectoria. Foto: LA NACION

Querido Ibsen: soy Nora, de Griselda Gambaro, se alzó esta noche con dos los principales Premios Florencio Sánchez a la actividad escénica 2013, gracias a los lauros que merecieron su protagonista Belén Blanco y su director Silvio Lang. Con todo, la pieza más ganadora resultó el musical Manzi, la vida en orsai (tres premios) y Querido Ibsen... compartió un palmarés por duplicado junto con otros títulos salientes de la temporada como Tierra del fuego, Noches romanas y Amadeus. La Casa del Teatro entregó las tradicionales distinciones en el porteño teatro Regina, donde el público pudo acceder en forma libre y gratuita, informó Télam.

Claribel Medina fue la conductora de la ceremonia, en la que se adjudicaron Premios a la Trayectoria a la actriz Graciela Araujo y al dramaturgo Carlos Gorostiza, además de un premio especial en metálico cedido por la Fundación Tsu Cosméticos, que sostiene la sala.

Belén Blanco ganó como actriz protagónica por Querido Ibsen: soy Nora; Osmar Núñez, como actor protagónico, por Noches romanas; Verónica Pelaccini, como actriz de reparto por Amadeus, y Miguel Jordán, como actor de reparto, por Tierra del Fuego. El mejor autor nacional fue Mario Diament, por Tierra del Fuego, y Silvio Lang ganó en el rubro dirección por Querido Ibsen: soy Nora. Julia Calvo fue considerada la mejor actriz en musical, por Manzi, la vida en orsai, mientras que su compañero Jorge Suárez ganó como mejor actor en musical por la misma obra. Las revelaciones fueron Elena Boggan, por Emilia, y Ulises Pafundi, por Hablemos a calzón quitado. Alberto Negrín ganó por su escenografía de Amadeus; Pedro Zambrelli, por la iluminación de Antílopes; Pablo Ramírez por el vestuario de Triste golondrina macho, y Diego Vila por su música de Noches romanas. El mejor musical fue Manzi, la vida en orsai; el mejor unipersonal femenino fue Nada del amor me produce envidia, por Soledad Silveyra, y el masculino fue Poeta en Nueva York, por Gustavo Pardi. Como espectáculo extranjero ganó Shakespeare falsificado, por Luis Barrales (Chile).

Horacio Roca entregó el premio a la trayectoria a Graciela Araujo, mientras que un gran dramaturgo, Roberto Cossa, se lo entregó a otro gran dramaturgo como Carlos Gorostiza. Las menciones especiales fueron para el Plan Federal del Teatro Nacional Cervantes y el Primer Festival Nacional de Teatro sobre Violencia de Género.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario