martes, 18 de marzo de 2014

Un 18 de marzo de...

...1996, muere la actriz cómica argentina Niní Marshall

Marina Esther Traverso fue una actriz y comediante argentina, conocida como Niní Marshall. La llamaron la Dama del Humor, la Gran Payasa del Siglo, Chaplín con Faldas. La creadora de Catita, Cándida y Doña Pola nació el 1° de junio de 1903 en el barrio de Caballito. Hija de Pedro Traverso y María Angela Pérez, fue educada en un ambiente que favorecía la creatividad.

Casada con un ingeniero, llamado Felipe Edelman, apenas terminado el colegio secundario y a dos meses de dar a luz a su hija Angeles, falleció su madre, y su marido, que era un jugador compulsivo, perdió todo el dinero. Su decisión fue terminante: separarse. “Mi catástrofe sentimental y económica” la llamó en sus memorias. Sin embargo, semejante tragedia no logró inmovilizarla, sino que desplegó una singular actividad. 

Se convirtió en crítica de espectáculos y empezó a firmar con el seudónimo Mitzi algunas notas de chimentos para Sintonía, la mayor revista de espectáculos de los años ’30. No obstante, fue en el programa radial La voz del aire, en 1934, que empezó a trabajar seriamente su talento, como la cancionista internacional Ivonne D’Arcy -que todo lo imitaba y que todo lo cantaba-. Este personaje, con un rótulo cursi, le permitió modelar el oficio de la genial imitadora. En 1938, Manuel Romero, un famoso director de cine, entendió que aquella señora que se iba haciendo popular por la radio, podía tener futuro en el cine. De este modo fue como se eligió a Catita para encarnar a una de las Mujeres que trabajan, su debut cinematográfico que resultó un gran éxito.

Al momento de su muerte, había filmado 37 películas en todo el mundo, más de 30 participaciones radiales, 12 actuaciones y conducciones televisivas y una infinidad de obras teatrales. Autora de sus propios libretos, fue dirigida principalmente por Manuel Romero.

Tras la Revolución del 43 debió exiliarse en México porque, según una de las versiones, el lenguaje utilizado en sus personajes fue considerado por las autoridades “una deformación del idioma” y en 1950 por falta de trabajo.

En 1989 fue designada “Ciudadana ilustre de la Ciudad de Buenos Aires”. Utilizó la caricatura como un recurso de la observación y fue una de las figuras del espectáculo más apreciadas de Argentina.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario