domingo, 2 de febrero de 2014

Ataque vandálico en el Centro Cultural Saverio de 20 y 71

 APARTE DE LOS DESTROZOS, SE LLEVARON OBJETOS DE VALOR

OMAR SÁNCHEZ, RESPONSABLE DEL CENTRO CULTURAL DEL BARRIO MERIDIANO Vº, SEÑALA LA VENTANA POR LA QUE INGRESARON LOS LADRONES

Fue en la madrugada de ayer. Denuncian una serie interminable de hechos delictivos. Por la repetición y, la característica de los casos, los dueños de un centro cultural del barrio Mediano Vº aseguraron que los robos que les tocó sufrir incluyen también ribetes de vandalismo y hasta se animaron a catalogar a algunos de esos hechos como “atentados”.

El último eslabón de esta cadena de ataques delictivos sucedió durante la madrugada de ayer. Esta vez, los ladrones treparon las rejas que protegen las ventanas del frente hasta llegar a un primer piso.

Desde allí se filtraron al Centro Cultural Saverio, que funciona en la esquina de las calles 20 y 71. Precisamente, que los delincuentes supieran que desde ese lugar podían acceder al resto de las instalaciones significa para las víctimas que “conocían bien el lugar”.

De hecho, por esa razón es que los damnificados no descartan que se haya tratado de los mismos ladrones que hace 15 días ingresaron a robar, aquella vez luego de violentar
un acceso al sótano.

“Se llevaron un reproductor de música, un cañón para hacer proyecciones de video, poca plata de la caja y hasta rompieron la vajilla”, señaló Omar Sánchez (57), responsable del centro cultural.

En una recorrida por el lugar podía verse que los asaltantes se tomaron el tiempo de buscar objetos de valor por todo el edificio.

A su paso también quedaron restos de platos rotos y el desorden propio de los delincuentes que “revolvieron” las instalaciones de forma intempestiva.

A la vista de esta inagotable tendencia, la única solución que avizoran en el local es la de “poner más rejas”.
Al antecedente inmediato e idéntico que sucedió en esa entidad hace 15 días, se le suman otros robos que fueron presenciados por los encargados del local.

“Una vez también se habían metido cuando no había nadie. Nos encontramos a los ladrones adentro”, recordó Omar, que es actor y director de teatro.

Pero sin dudas el caso más grave fue el que les tocó vivir el 21 de diciembre pasado, cuando entraron delincuentes a mano armada en el medio de un espectáculo.

Son en total cinco robos que se sucedieron entre el año pasado y este mes que termina. Aunque la cifra aumenta si se le añaden casos como el robo de una moto que estaba estacionada justo afuera del local, o de otros asaltos ocurridos en la calle.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario