miércoles, 31 de julio de 2013

Osvaldo Bonet: Murió una parte de la historia del teatro local

Tenía 95 años y una extensa trayectoria, tanto en el teatro que era su pasión, como en el cine y la televisión.

31.07.2013


El telón se cerró, las luces se apagaron y la obra de Osvaldo Bonet, con sus intensos 95 años dedicados al teatro y la actuación, se ha terminado. La noticia fue anunciada ayer por la mañana por la Asociación Argentina de Actores y hoy sus restos serán trasladados al cementerio Jardín de Paz, en Pilar.

Nacido sobre el final de la Primera Guerra Mundial, el 30 de septiembre de 1918, el actor realizó sus estudios secundarios en el Colegio Nacional Buenos Aires y se formó en las artes escénicas de la mano del maestro de actores barcelonés, Cunill Cabanellas. Fue padre de dos hijos, uno de ellos el actor y director Joaquín Bonet. Y si bien en el teatro encontró sus mayores logros, también vale la pena destacar su vasta trayectoria tanto en el cine como en la televisión. En paralelo, llegó a ser director del Teatro Nacional Cervantes y del San Martín. En 2010 fue reconocido por el Instituto Universitario Nacional del Arte (IUNA) junto a Antonio Gasalla, Susana Rinaldi y Alfredo Alcón, como “egresados históricos”.

Entre las numerosas obras de teatro en las que formó parte se destaca El rehén, dirigida por David Stivel, en la que lo acompañó un gran elenco integrado por Norma Aleandro, Marilina Ross, Federico Luppi, Alfonso de Grazia y Betiana Blum, entre otros; en La tempestad, dirigida por Luis Pasqual, compartió tablas con Alfredo Alcón, Carlos Belloso y Eleonora Wexler; y en Ricardo III, con dirección de Agustín Alezzo, volvió a actuar junto al talentoso Alfredo Alcón, con Lydia Lamaison y Roberto Carnaghi.

En el séptimo arte, entre otras películas, fue parte de Quebracho, con Héctor Alterio, Juan Carlos Gené y Cipe Lincovsky; en Contar hasta diez, con China Zorrilla, Oscar Martínez y Héctor Alterio; La venganza, con Diego Torres y Laura Novoa; Suspiros del corazón, con Alejandro Awada y María Dupláa; y en Cuerpos perdidos, con María Vaner y Gerardo Romano. Su último filme fue El cielo elegido (2009) con Juan Minujín.

En televisión, participó de Las dos con Norma Aleandro, Héctor Alterio y Juan Carlos Gené; Noches de teatro con Alfredo Alcón y María Rosa Gallo; El garante con Lito Cruz y Leonardo Sbaraglia; y Alta Comedia, entre otras.

Feria del Libro Teatral: Lecturas de la escena

MIÉRCOLES, 31 DE JULIO DE 2013

EMPIEZA HOY EN EL CERVANTES LA FERIA DEL LIBRO TEATRAL

Durante casi dos semanas, el TNC no sólo incorporará stands sino también espectáculos y muestras. En esta edición, la feria homenajeará al actor y director Onofre Lovero, fallecido en 2012.

Por María Daniela Yaccar

A once años de la primera edición, el encuentro sigue creciendo en público y actividades. 

El teatro también tiene su feria del libro, y es la que organiza el Cervantes. Se trata, a once años de la primera edición, de un acontecimiento que marca la dinámica teatral porteña. Durante casi dos semanas, desde esta tarde hasta el 11 de agosto, el coliseo de Libertad 815 cambiará por dentro, incorporando no sólo stands sino también espectáculos y muestras. El año pasado la Feria del Libro Teatral homenajeó a Juan Carlos Gené, en esta oportunidad recordará al patriarca del teatro, Onofre Lovero. El evento está apadrinado por el director e investigador Francisco Javier y por la actriz Alicia Berdaxagar.

“Año tras año la feria crece”, se entusiasma Luis Mazas, coordinador del área de Extensión Cultural del Teatro Nacional Cervantes y de larga trayectoria en el periodismo cultural. El encuentro no está pensado para un público específico. Es una cita que no pueden perderse los amantes del teatro, pero que, según Mazas “apunta al público general”. Hoy a las 17.30 se abrirá el telón de la feria. A las 18, en la Sala Trinidad Guevara, se rendirá homenaje a Lovero, con la participación de Alberto Vivian Cattan (director ejecutivo de Proteatro), María Laura Vila (viuda del actor y director), María Lovero Vila, Ana María Casó, Alejandro Samek, Raúl Serrano y Kado Kostzer. Lovero falleció en diciembre pasado a los 87 años. “Además de uno de los grandes pioneros del teatro independiente, tuvo una decisiva actividad en defensa de la profesión en la Asociación Argentina de Actores y en Proteatro. Fue un enorme artista”, dice Mazas sobre la decisión de dedicarle al teatrista esta edición. Hace menos de una semana falleció Duilio Marzio y ayer Osvaldo Bonet. A estos hombres del teatro también se los recordará durante el evento.

Entre los libros que se presentarán en el marco de la feria se encuentran: Saulo Benavente. Escritos sobre escenografía, de Cora Roca; Antología de obras de teatro argentino, de Beatriz Seibel (ambos el sábado 3 a las 18); La creatividad en la obra del escenógrafo Saulo Benavente, de Francisco Javier (domingo 4 a las 16); Los pies en el camino, 15 años de la compañía El Muererío Teatro, de Diego Starosta y Mauro Oliver (miércoles 7 a las 19); Obra reunida, de Alejandro Finzi (viernes 9 a las 16); entre otros. Dramaturgos, directores y críticos se sumarán a las presentaciones. Entre ellos, estarán Javier Daulte y Mauricio Kartun.

Como es habitual, la programación incluye espectáculos, todos con entrada gratuita. Mañana a las 17.30 se inaugurarán los shows con un recital dedicado a Giuseppe Verdi, en homenaje a 200 años de su nacimiento. Cantarán Leonardo Fontana, Verónica Cánaves, Laura Polverini, Sabrina Cirera, Darío Sayegh y Maximiliano Michailovsky (de Juventus Lyrica), con dirección escénica de Ana D’Anna. El sábado 3 a las 18 se presentará El nombre del olvido, de Daniel Miglioranza, con dirección de Graziella Sureda. Se verá Otelo. Una tragedia, de Alberto Wainer, con elenco encabezado por Pepe Soriano. Entre las charlas se destacan la que dará Lito Cruz, sobre teatro en cárceles (mañana a las 16.30) y la que reunirá a Román Podolsky, Ariel Farace y Luis Cano para reflexionar sobre el traspaso de novelas a la escena (mañana a las 18). Jorge Dubatti, Martín Wolf, Araceli Arreche y María Fernanda Pinta se referirán a las prácticas escénicas actuales (domingo 4 a las 18). Habrá, también, charlas de representantes de Argentores y de Proteatro.

El encuentro ha sido reconocido con premios, como el Florencio Sánchez, el María Guerrero, Teatros del Mundo y el ACE. Esta edición cuenta con la participación de un número importante de instituciones, entre las que se encuentran Aincrit, Alianza Francesa, Argentores, Asociación Amigos del TNC, Asociación Argentina de Actores, Atina, AYCO Teatro, Biblioteca Nacional, Casa del Teatro, Celcit, Centro Cultural de la Cooperación, Centro Cultural Ricardo Rojas, Complejo Teatral de Buenos Aires y Conabip.

Pablo Echarri: "Supe que el teatro iba a ser mi romance"

PABLO ECHARRI EN LA PLATA
  
El actor Pablo Echarri habló de su presente y su futuro laboral

“SUPE QUE EL TEATRO IBA A SER MI ROMANCE”, CONFESÓ ECHARRI

El actor Pablo Echarri habló de su presente y su futuro laboral, analizó la televisión actual y ponderó la carrera de su esposa, Nancy Dupláa. Amén de considerar que en la pantalla chica “no existen los imprescindibles”, dijo que la ausencia de Marcelo Tinelli es “un agujero” que nadie puede llenar.

Bajó de cartel en la calle Corrientes la exitosa obra “El Hijo de Puta del sombrero” que lo tiene como protagonista junto a su esposa y comienza una gira que arranca en la ciudad de Rosario, llegará el 10 de agosto a nuestra ciudad y continuará por distintos puntos de Buenos Aires.

“En mis 18 años de carrera no hice mucho teatro –confesó–, le daba prioridad a otras cosas, la televisión por ejemplo, que fue mi primer lugar por elección, luego me di cuenta de que en el cine había cosas buenas para mí y poco tiempo después supe que el teatro iba a ser mi romance, mi contacto directo con el público”, contó a la prensa.

También habló de su alejamiento del proyecto “Papis”, la ficción que prepara Telefé. “Fui parte de ese proyecto –contó–. Inicialmente en lo actoral y luego con mi productora Arbol, pero sentí que quería estar allí desde la producción solamente, para mí producir es dar rienda suelta a mis objetivos que no son estrictamente de actuación”.

“Por ejemplo me pasó con ‘Resistiré’ o ‘Montecristo’ -recordó-, que trataba de meterme en la cocina de la historia; acá sentí que desde la producción podía enriquecer el producto pero el canal quiso tener ese punto en sus manos, así que no estaré en la tira sabiendo, además, que éste es un proyecto sólido más allá de mi inclusión en él”.

Hablando de su futuro laboral invocó el nombre de un amigo. “Con Facundo (Arana) tenemos un proyecto y tendríamos que redefinir la historia que contaríamos, hay que esperar a que él termine con ‘Farsantes’ y renovar votos de confianza. Pienso también en algo para Nancy (Dupláa); ella llena los espacios con una enorme solvencia y hay que aprovechar su cercanía con el público, ella debe volver a la televisión”, confesó.

En lo que respecta a la televisión actual, surgió el nombre de Marcelo Tinelli. “La televisión se acomoda con lo que tiene -reflexionó-, siempre hay alguien que puede hacer lo que vos hacés, acá no hay imprescindibles pero en el caso de Marcelo se nota un agujero, hizo sus programas por tantos años que se nota su ausencia, aunque creo además que con esto genera más expectativas”.

Juan Darthés: “Me siento vivo cuando estoy en el escenario”

Miércoles | 31.07.2013 Publicado en Edición Impresa:   Espectáculos

JUAN DARTHES EN LA PLATA

Feliz con el suceso de “Dulce Amor”, el actor y cantante llega a la Ciudad con sus “Canciones de amor y de novela” 
EN SU FACETA DE CANTANTE, JUAN DARTHÉS SE PRESENTARÁ MAÑANA, A LAS 20, EN LA TRASTIENDA, CON UN SHOW PARA ENAMORARSE

Todavía disfrutando del éxito indiscutido de “Dulce Amor”, la ficción que encabezó hasta hace poco por la pantalla de Telefé, Juan Darthés desembarcará en La Plata para presentar, en su faceta de cantante, “Canciones de amor y de novela”, un espectáculo en el que le rinde tributo a aquellos temas de culebrones que se han instalado en la memoria colectiva de los argentinos.

Acompañado por “Tango Loco”, la banda musical integrada por Daniel García, Walter Castro, Cristian Corlaizzo y Pablo Giménez, Darthés subirá mañana a las 20 al escenario de La Trastienda, 51 entre 5 y 6, con un show con principio definido pero con un final incierto.

“Es un homenaje a las canciones de novela que tanto nos han acompañado, dentro de un espectáculo musical que también incluye otros temas románticos. La idea es comenzar la presentación con una guía pero después nos vamos dejando llevar por el pedido del público, por lo que nunca sabemos cómo termina el show”, anticipó el inolvidable Julián Giménez , en diálogo con EL DIA.

En este sentido, el actor remarcó que “Canciones de amor y de novela” es un espectáculo “que me da bastantes satisfacciones porque yo siento que está vivo, nunca es igual, tiene una magia muy particular. Creo que, fundamentalmente, tiene que ver con la idiosincracia de los argentinos, porque es una manera de evocarnos a nosotros mismos, como grandes noveleros que somos”.

Confeso amante del culebrón, un formato del que es un gran referente en el país y en América Latina, Darthés formó parte de “Un amor de novela” y “Arráncame la vida”, espectáculos musicales con los que pudo probar la reacción del público cuando escuchaba canciones tan identificables por haber sido cortinas musicales de telenovelas suceso del pasado. Así, y buscando que los espectadores disfruten de un grato momento en el que poder viajar por los recuerdos, el vocalista volvió a incursionar en la misma línea pero con algunas novedades.

“ELIJO LA CANCION”

Consultado en relación a las ventajas y desventajas de la televisión y la música, dos formatos en los que se mueve en paralelo desde hace más de quince años, el intérprete, a la hora de elegir, se inclinó por uno. “Me siento vivo arriba del escenario. Allí puedo disfrutar del contacto directo con el público, algo que con la televisión, a pesar de ganar popularidad, no se puede conseguir. Es una posibilidad maravillosa la que te da la música y la disfruto en cada momento”, manifestó.

Por último, y en referencia a “Dulce Amor”, una de las tiras más exitosas del último tiempo, realizó un balance más que positivo. “Cuando uno vive quince meses con un éxito así, con el afecto del público manifestándose todo el tiempo, cuando el personaje se hace piel y supera al actor, es algo que no se puede describir y que se agradece. Creo que la historia pegó porque tenía el idioma de la calle, está bueno ser parte de lo popular, me encantó, es un gran recuerdo”, concluyó.

martes, 30 de julio de 2013

Martina Stoessel: La Violettamanía por dentro

25.07.2013

VACACIONES DE INVIERNO

Martina Stoessel, la ídola teen del momento, protagonista de Violetta, la exitosísima serie de Disney Channel, descontrola la calle Corrientes con dos shows diarios e hiperagotados. Centenares de fanáticas de todas las edades tiñen de color las veredas y copan el teatro. Cómo es una función por dentro.

Por Eugenia Perrella

UN FENÓMENO. "Violetta" en teatro, a la altura del fenomenal éxito televisivo

Es viernes, pasó el mediodía y apenas volaron las dos primeras horas de la tarde, lo suficiente para que las dos cuadras de la avenida Corrientes después del Obelisco sean, literalmente, de color violeta. Es que Violetta, la -indiscutible- ídola teen del momento, protagonista de la exitosísima serie de Disney Channel que lleva el mismo nombre, comenzará en minutos su hiperagotado show en el Gran Rex. Los vendedores ambulantes le ponen el pecho al frío porteño y ofrecen de todo a las niñas y a las madres. Todo para comprar. Disfraces, sombreros, pulseras, vinchas, carteritas, collares, posters; todos con la cara de Martina Stoessel, una adolescente de 16 años que siempre quiso ser actriz y cantante y que hoy, según ella misma dice, no puede creer todo lo que le está pasando.

Obviamente, el Gran Rex se llena, no sobra ni una entrada, y las chicas (hay que reconocerlo, varones hay pocos) esperan ansiosas ver a los protagonistas de la serie que desde hace poco más de un año las acompaña y las fanatiza a la hora de la merienda. "Mamá, decime que no estoy soñando", dice ilusionada una de 7. La mamá la besa y sonríe, y sabe que esa sensación se repite de a decenas en todo el teatro. Es que Violetta en vivo está por comenzar. Desbordan las ilusiones, emociones, sentimientos, sensaciones.

Mucho se podría decir y analizar para explicar tanto éxito (las entradas para las 60 funciones del Gran Rex se agotaron antes del estreno, lo que suma unos 180.000 espectadores, casi como llenar tres estadios de River), pero más sencillo es tratar de entenderlo al ver a Martina (o Tini, como la llaman) en el escenario. Tanta seguridad y un carisma envidiable podrían explicar, apenas para comenzar, de dónde nace tanto éxito. Hay que destacar también que los otros protagonistas tienen su acompañamiento justo para hacer que este fenómeno crezca. Cada uno en su porción necesaria. Ya sean los galanes y enamorados de Violetta, el tierno y comprensivo León (Jorge Blanco), el competitivo y avasallante Diego (Diego Dominguez); las amigas, las generosas Camila (Candelaria Molfese) y Francesca (Lodovica Comello), y las "malas", Ludmila (Mercedes Lambre), que tiene tanto éxito en ese rol como Violetta por ser romántica y soñadora, y su sometida amiga Naty (Alba Rico).

El show, como la serie televisiva, gira en torno al estudio de música On Beat y un concurso en el que deben presentar una canción, la mejor. Ahí comienzan los conflictos. O si gana un tema de amor, o si triunfa uno de chicas, o si el de chicos gusta más, o si las maldades y mentiras de Ludmila tienen éxito y entorpecen la suerte de la querida Violetta.

Para no dejar al azar una mínima dispersión, el show arranca bien arriba, con Violetta y compañía cantando "Hoy somos más", el éxito de la segunda temporada. Después pasa, con un vestuario que cuida el estilo de cada protagonista y un importante despliegue técnico y de luces, por casi todos los temas de la primera temporada y algunos de la segunda, esos que son éxito de ventas y ya alcanzaron varios discos de platino. Así el show mantiene cantando y bailando al teatro repleto. No sólo el público infantil y preadolescente sabe las canciones, las mamás también se animan y tararean de principio a fin esos temas que escuchan diariamente hasta el cansancio.

Los galanes se enfrentan por el amor de la protagonista y demuestran sus condiciones arriba del escenario. Las chicas alientan al bueno de León cuando canta y baila "Voy por ti", aunque Diego no se queda atrás con "Yo soy así". Pero el duelo romántico lo gana León, cuando canta junto con Violetta "Podemos" y con un final que hace suspirar a todo el Gran Rex. Las malas también tienen lo suyo y lo demuestran con "Peligrosamente bellas". Las amigas de Violetta la acompañan, la conocen, y se lucen con "Junto a ti".

Para los seguidores de la serie éxito de Disney, (no sólo arrasa en Argentina, es también furor en América latina, en España, en Italia y en estos días estrenó con mucha expectativa en Gran Bretaña) que se quedaron con las ganas de verla en el teatro, esta semana salieron a la venta 15 funciones nuevas. Así, los 60 Gran Rex serán 75. Luego, seguirá una gira por el interior del país (con funciones en Santa Fe, Rosario, Neuquén, Córdoba y Mendoza) y después por el exterior (estarán en Chile, Brasil, Uruguay, Paraguay, Venezuela y México, entre otros).

El final del show tiene un despliegue técnico impecable, digno de Disney. Y la sorpresa vuelve a estar a flor de piel. Violetta emociona. Martina se emociona. Las pequeñas, llenas de tanto show, aplauden felices. Algunas gritan y agitan las banderas que compraron en la entrada. No quieren que se termine. De regalo, una lluvia de corazones violetas pinta el teatro. Guardarlos en los bolsillos para llevarlos de recuerdo será una manera de congelar ese instante, de llevar un pedacito de ese show que probablemente nunca olvidarán.

Murió el actor Osvaldo Bonet

Martes 30 de julio de 2013

A los 94 años, el también director contaba con una extensísima trayectoria


Esta mañana, según confirmó la Asociación Argentina de Actores, falleció Osvaldo Bonet, a los 94 años. Fue un reconocido actor y director de teatro, de extensa trayectoria, exdirector del Teatro Nacional Cervantes y del San Martín. Para muchos, un gran maestro, que preparó a varias generaciones de actores. Recientemente se lo vio en la película El cielo elegido (2009), y en la obra Tres Hermanas, de Antón Chéjov, que se presentó en el Teatro Regio en 2008. Sus restos serán velados desde las 16 en Malabia 1662.

Una vida dedicada al arte dramático

Nacido en 1918, estudió en el Colegio Nacional de Buenos Aires. Se reconocía como un gran defensor de la escuela pública y comenzó a actuar desde muy chico, por lo que en su currículum se extiende una lista larguísima de obras y películas. Tras ingresar en el Conservatorio de Arte Dramático de Buenos Aires, donde tuvo como maestro nada más ni nada menos que al legendario teatrista Cunill Cabanellas, también se aventuró a la dirección, ganando un gran prestigio, que más tarde le valdría el honor de dirigir el Teatro Nacional Cervantes y el San Martín. Durante algunos años se instaló en Francia, para volver en los 60, cuando grandes actores como Alfredo Alcón y María Rosa Gallo ya eclipsaban la escena local. Con ellos formó un prolífico grupo de teatro, para llevar a escena puestas emblemáticas de clásicos del teatro universal. Como director, se destacó en Los acosados, Las troyanas y Cyrano de Bergerac. Como actor, en Destiempo, El jardín de los cerezos, y muchas más. En cine fue asistente de dirección de Luis Saslavsky y Hugo Fregonese, y actuó en las películas Quebracho , de 1974, Contar hasta diez (1985), Cuerpos perdidos (1988), La venganza (1999) y más recientemente, en El Otro, protagonizada por Julio Chávez en 2007, y El cielo elegido, protagonizada por Juan Minujín, que se estrenó en 2009.

"De chico me apasionaban la física, la matemática. De joven me pasaba horas preguntándome qué iba a pasar cuando se dividiera el átomo. En aquel momento pensábamos que si se lograba hacerlo, habría tanta energía en el mundo que no iba a hacer falta trabajar y que, entonces, llegaría el famoso ocio creativo. ¡Qué iba a pensar yo que cuando se murieron miles de personas en Hiroshima y Nagasaki eso era la división del átomo! Eso me generó una profunda desilusión... A partir de ese momento, nunca más tuve fe en el progreso ni en nada. Sólo gracias a la ganas de vivir es que producimos cosas, entre las cuales está el teatro, ese juego de representarnos para ver cómo somos, eso de hacer muecas frente al espejo..", contó en una nota con LA NACION . Consultado por cuántas obras hizo en su vida en esa entrevista, dijo no recordar: "¿Obras, dijo? No. No tengo idea. De algunas ni me acuerdo del nombre... Las que tengo más presentes son "Cirano...", "Don Gil de las calzas verdes" o esa que hice con Alfredo Alcón en el Odeón, de la que tampoco ahora me acuerdo del nombre. Son tantas..."

Apasionado del teatro, continuó trabajando hasta hace muy pocos meses, como parte del elenco de Tres hermanas, de Antón Chéjov, que se presentó en el Teatro Regio. "Para mí, el teatro es como una especie de impulso; será por eso que me cuesta explicar mi apasionamiento por la actuación. ¿Vio los perros cuando juegan con su propia cola? Así es. Cuando era chico cada dos por tres jugaba al teatro. Invitaba a mi madre y a las sirvientas de casa, abría una puerta que daba al patio y ellas se sentaban. Yo hacía algo, me aplaudían un poco y luego se iban", recordó. 

lunes, 29 de julio de 2013

"La humanidad", un buen disco con sentimiento platense

29/07/13 - Espectáculos

El grupo platense Miro y su Fabulosa Orquesta de Juguete (FODJ) logró en “La Humanidad”, flamante segundo disco, uno de los más logrados trabajos del rock emergente de 2013.

La tapa de un CD del grupo platense

Apelando al rock & roll, el folk y lo alternativo, el conjunto con tres años de historia, parece abrevar en un sonido que podría ser presentado como el de unos “cowboys espaciales”.

“El estilo de la banda es ¡cowboys espaciales! De a ratos clásico y de a ratos futurista. Un poco análogo y un poco digital. Se da así naturalmente, no es algo premeditado”, explicó el guitarrista Lucas Gregorini en una charla con Télam.

Tras haber editado “Los Caminos” (2010), un EP de descarga y un DVD on line (“Navidad en el infierno”, dirigido por Alejandro Fadel), el grupo integrado por Lucas Gregorini (guitarras y voces), Lautaro Barceló (guitarras y voces), Pedro Bedascarrasbure (guitarras), Ramiro García Morete (voces y  guitarras), Joaquín Inza (batería), Flavio Mogetta (bajo) y Juan Artero (teclados) presenta nueve nuevas canciones.

“La Humanidad”, editado física y digitalmente por el sello independiente Uf Caruf, será presentado oficialmente el 2 de agosto a las 21 en el Teatro La Lechuza, (58, entre 10 y 11, La Plata).

La presentación supone una instancia muy particular porque, apuntó Gregorini, “elegimos un teatro para presentar el disco porque permite llevar a cabo una serie de cosas que en otros lugares no podemos hacer. Las reglas de un teatro son distintas a las de un bar o una rockería. Queremos que sea algo intimista, y darnos todos los gustos que amerita una fecha así”.

“Es un lindo reto para la banda tocar en un teatro y en horario temprano, porque son dos cosas que no acostumbramos a hacer”, añadió.

Sobre el programa previsto para ese lanzamiento, Mogetta anunció que “vamos a tocar `La Humanidad` íntegro, algunas canciones de `Los Caminos` que hace tiempo que no hacemos y seguramente presentemos alguna canción nueva”.

De cara al flamante álbum el violero destacó que “hubo un espíritu más detallista a la hora de grabar y mezclar, se puso más atención en cosas que antes pasábamos por alto por inexperiencia o voluntad estética” y agregó que “quedamos conformes con el resultado final”.

El bajista Mogetta, añadió que “los discos suelen muchas veces dar cuenta de eso, y en el caso de La Fabulosa también fue un poco la necesidad de dejar plasmado el viraje sonoro que experimentamos después de editar el `Los Caminos` y tocar mucho”.

Puesto a describir la mecánica de trabajo grupal, el guitarrista sostuvo que “cuando una idea es buena no se necesita consensuar, ni debatir… la idea solita se coloca en el lugar que tiene que ir y es bienvenida por todos”.

Una idea sobre la que Mogetta ejemplificó que “si el groove de un tema nuevo no aparece rápido casi naturalmente queda a un lado. Siempre decimos que somos una suerte de ´familia disfuncional´ pero por nuestras personalidades y no tanto por nuestro modo de jugar con la música”.

A la hora de responder sobre la búsqueda que tiene la banda a la hora de sus composiciones, Gregorini no ahorró elogios para Ramiro García Morete, a quien presentó como “un escritor de inmensa categoría”.

Y Mogetta abundó que “pocas personas son capaces de escribir tan bien y pudiendo contar con alguien de su talento junto a uno, sería hasta poco inteligente prescindir de él o pensar en cuestionarle algo. Mister tiene un cheque en blanco al respecto y siempre, canción a canción, paga con creces”.

Con un año con unas cuantas fechas porteñas por delante Gregorini definió los shows de la banda como “bastante intensos”, aunque aclaró que “eso no quiere decir que terminamos todos tocando tirados en el piso (aunque alguna vez pasó), sino que nuestros humores y ánimos salen a la luz en ese momento, porque estamos dejando el corazón y esa es la idea”.

El disco, cuyas descargas gratuitas del sitio de bandcamp se agotaron en menos de un día, puede bajarse libremente de la página www.ufcaruf.com.ar, “un sello independiente formado entre amigos” que el año pasado editó una veintena de producciones.

Tras la presentación del próximo viernes, Miro & su FODJ actuará el 6 de agosto en La Trastienda de La Plata en el marco de “Catalogo de Sellos y Artistas de la Provincia de Buenos Aires” y tres días después en el porteño Zaguán Sur (Moreno 2320).

"El Hijo de Puta del sombrero" en el Coliseo Podestá

"EL HIJO DE PUTA DEL SOMBRERO"

Mario (Pablo Echarri) y Valeria (Nancy Dupláa) siguen tan enamorados como desde el primer día que se conocieron en la escuela primaria. Pero ahora que Mario acaba de salir de prisión en libertad condicional con la firme voluntad de conseguir un trabajo aceptable y mantenerse sobrio, Valeria no parece ser de mucha ayuda, tanto por su lengua filosa como por sus propias adicciones. El encargado de supervisar que Mario se mantenga en la buena senda es Esteban (Fernán Miras), su padrino en alcohólicos anónimos de una moral más que dudosa y que a duras penas puede mantenerse alejado de sus propias adicciones. Aunque la nueva convivencia entre Mario y media naranja es un tanto complicada, el amor que los une es puro y verdadero y nada pero nada podría interponerse entre ellos. Nada, salvo un extraño sombrero que aparece en el lugar equivocado… en el momento equivocado. Y ya nada parece importar más que encontrar al maldito del dueño.

EL HIJO DE PUTA DEL SOMBRERO promete 90 minutos de una montaña rusa febril plena de acción, engaños, humor y personajes irreverentes que nunca encuentran la palabra justa para el momento adecuado. Una comedia romántica de perdedores, una historia de sobrevivientes con humor acido y corrosivo.

EL HIJO DE PUTA DEL SOMBRERO se estrenó originalmente en Broadway el 11 de abril de 2011 en el Gerald Schoenfeld Theatre, con un elenco integrado por Chris Rock, Bobby Cannavale, Annabella Sciorra, Elizabeth Rodriguez y Yul Vázquez, con dirección de Anna D. Shapiro (Agosto: Osage County); siendo nominado al Premio Tony a la Mejor Obra y recibiendo los Premios Drama Desk a la Mejor Obra y Mejor Actor.

Pablo Echarri regresa al teatro luego de su aclamada actuación en The Pillowman; ahora en un doble rol de protagonista y co-productor. 

Comenta Stephen Adly Guirgis, autor: “La escritura de EL HIJO DE PUTA DEL SOMBRERO comenzó como un mero ejercicio de escritura muy personal inspirado en una relación que se había terminado. Ese ejercicio, el cual escribí y reescribí durante 24 horas seguidas se convirtió en la primera escena de la obra. Pronto, había escrito una obra sobre como lidiamos y comenzamos a aceptar nuestras responsabilidades como adultos. Pero algo curioso de la vida es que, hagamos lo que hagamos, la vida es un trabajo incompleto y seguimos dependiendo siempre de nosotros mismos”.

Comenta Javier Daulte, director:EL HIJO DE PUTA DEL SOMBRERO: Un mundo brutal.
Mario ama a Valeria. Valeria ama a Mario. ¿Por qué entonces la felicidad parece resultar imposible?
Una historia de amor ubicada en un contexto de violencia, adicciones y criminalidad.
Personajes que tienen, sino nada, poco que perder.
Una comedia tan cruda como desopilante, que transita un mundo donde valores como el amor y la lealtad parecen apenas tener cabida.

25 % de descuento socios Club Personal y Club Arnet

domingo, 28 de julio de 2013

Muchos lenguajes en un mismo escenario

DOMINGO, 28 DE JULIO DE 2013

CULTURA › COMO EL TEATRO Y LA DANZA CAMBIARON SU FISONOMIA

El diálogo entre distintas disciplinas invade la escena porteña, muchas veces potenciado por las novedades tecnológicas. Margarita Bali, Daniela Koldobsky, Pompeyo Audivert y Oscar Steimberg analizan el fenómeno desde diversas perspectivas.

Por María Zentner
Desde que las vanguardias dejaron la puerta abierta al retirarse, las artes no volvieron a ser las mismas. Las obras se salieron de sus marcos, el teatro y la danza cambiaron su fisonomía. Desde hace tiempo, es habitual encontrar puestas en las que varios lenguajes comparten el escenario y en las que existe un diálogo entre varias disciplinas. Obras que no se conforman con ofrecer una sola propuesta: mueven los límites del propio lenguaje y lo explotan en comunión con otros, de manera que termina siendo difícil definirlas de uno u otro modo. En la actualidad, el público y el artista están tan atravesados por una multiplicidad de estímulos que resulta lógico que esa permanente intertextualidad se vea reflejada en las producciones. Se trata de un fenómeno instalado en el arte y en el día a día cultural que a esta altura difícilmente tome a alguien por sorpresa. Escenografías que son proyecciones en movimiento, espectáculos de danza en los que la música se produce en el momento a través de un mapping interactivo instalado en el suelo del escenario, una sala teatral transformada en museo. Música, imagen y performances artísticas que se expanden de forma centrípeta en una escena en la que la pluralidad de lecturas es parte constitutiva del mensaje y, aun así, conforman un todo uniforme, una lógica irremediable.

¿En qué medida es todo esto un signo de los tiempos en que se vive? ¿Se trata de la respuesta a la necesidad del artista o a un desprendimiento del consumo social del público? ¿Qué relación tiene con las vanguardias de principios del siglo pasado? ¿Es que, en cuestiones artísticas, ya está todo hecho y sólo queda reinventarse, reciclarse, mutar, sumar? Página/12 conversó con Margarita Bali (coreógrafa y realizadora de videoinstalaciones y proyectos artísticos multidisciplinarios), Daniela Koldobsky (licenciada en Historia de las Artes Visuales, profesora e investigadora), Pompeyo Audivert (actor, director y dramaturgo) y Oscar Steimberg (semiólogo, docente y escritor), con la intención de encontrar algunas respuestas a tantos interrogantes. Aquí, un análisis, desde sus respectivas ópticas, de los alcances, repercusiones y características de esta extendida faceta del arte actual.

“La posibilidad de incluir otros lenguajes en la construcción de una obra de arte se da a partir de cambios históricos y tecnológicos que crean condiciones de nuevas formas de producción. Habría que analizar en cada caso si se trata de un comportamiento orgánico del artista o si es sólo condescendencia o modismo”, observa Audivert, quien, entre la variada gama de proyectos en los que está involucrado, dirige Museo Ezeiza (el primer sábado de cada mes a las 21 en el Centro Cultural de la Memoria Haroldo Conti, Av. del Libertador 8151), una instalación teatral en la que un grupo de más de cincuenta actores pone en marcha un particular museo viviente donde los objetos son sujetos y los sujetos son poesía, grito, denuncia y recuerdo. Para él, la inclusión de nuevas técnicas, materias o procedimientos debe abordarse con total libertad, pero advierte que, para eso, primero es necesario haber profundizado los aspectos materiales y técnicos básicos de cada arte: “En el teatro –ejemplifica– lo central es el actor, el espacio y la palabra”. Desde su punto de vista, lo fundamental es la forma de producción poetizante de la teatralidad, no caer en el teatro espejo.

Entre lo histórico y lo actual

Desde un abordaje histórico, Daniela Koldobsky aclara que es necesario hacer cierta retrospectiva para intentar encontrar la génesis de lo que hoy se vive como una ruptura de las fronteras entre lenguajes, y que, aunque ya en la antigüedad clásica había cuestiones vinculadas con lo plástico, lo literario, lo musical y lo dramático, es recién poco antes del comienzo del siglo XIX que se empiezan a tener en cuenta las diferencias cualitativas entre lenguajes. Comienza entonces a ser posible dibujar los límites para luego poder borrarlos. La historiadora reconoce, de todos modos, que es a partir de las vanguardias de principios del siglo pasado cuando se introduce con fuerza esa dispersión, explosión e interacción de géneros. Fue entonces que se desdibujaron los bordes, el momento germinal de esos cruces entre géneros artísticos y también entre aquello que era definido como arte y lo que todavía no lo era: “Cuando se habla de multiplicidad de estímulos receptivos no es en referencia solamente al cruce de lenguajes, sino que ahí están jugando ciertos rasgos de nuestra cultura que están presentes por fuera del arte, que exceden el vínculo específico entre el receptor y la obra. En ese sentido, podría decirse que hay cosas que se van cruzando y que vienen de cierta historia propia y compleja que tiene que ver con los movimientos que se fueron sucediendo en el arte a partir de la modernidad y, especialmente, en las vanguardias, pero también hay temas que se vinculan con aspectos externos al arte”, explica.

En esa misma dirección, Oscar Steimberg habla de la difícil tarea de clasificar el carácter, el tipo, o el lugar de cada objeto cultural en la actualidad, y advierte la movilidad, el borramiento de límites entre géneros que rodea a la actividad cultural y social. De todos modos, reconoce que hay constantes recuperaciones y remisiones a la Historia: “Es como si al mismo tiempo se quisiera acabar con las clasificaciones y, por otro lado, saber cada vez más acerca de ellas para tener plena conciencia de lo que pasa, lo que se mezcla. Se produce sentido permanentemente, tanto para diferenciarse como para existir. Es decir: para interrumpir tanto como para continuar. La continuidad y la novedad fueron siempre los dos polos de un eje necesario para la vida. La diferencia –reflexiona– es que antes, la continuidad ocupaba un lugar jerárquico que hoy ha dejado de ocupar”.

Lo nuevo, lo viejo y lo reciclado

Cabe preguntarse, entonces, hasta qué punto esta heterogeneidad de lenguajes en una misma puesta no es sólo una herramienta más para encontrar nuevas formas de expresión en un estado de las cosas artístico en el que parecería que ya no hay nada por inventar. Koldobsky asegura que –aunque entiende que este tipo de obras multilenguajes son un efecto de las vanguardias y están presentes desde hace tiempo– no todo está inventado y que hoy en día hay muchas diferencias, sobre todo por la incorporación de nuevas tecnologías que permiten hacer cosas que antes sólo aparecían como utópicas.

“Todo va cambiando, aparecen nuevos estilos, nuevas formas. Se crece siempre sobre la base de algo descubierto previamente. Llega un momento en que parecería que todo se repite, pero siempre van apareciendo cositas. De vez en cuando es necesario volver un poco para atrás y retomar alguna punta de algo que quizá no fue del todo explotado”, analiza Margarita Bali, referente en obras multidisciplinarias con un profundo anclaje en lo tecnológico. Sus últimas producciones –Pizzurno Pixelado, Ojo al Zoom u Hombre rebobinado, por nombrar sólo algunas– llevan al paroxismo el concepto de interacción de lenguajes y ampliación del campo artístico a través de la tecnología. En ellas intervienen la danza, el video, la actuación, la edición y las más modernas propuestas interactivas. Su proyecto más inmediato es el estreno, el próximo 2 de agosto en la sala Martín Coronado del Teatro General San Martín (Av. Corrientes 1530), de una puesta en la que participarán 14 bailarines del Ballet Contemporáneo del teatro. Se trata de una coreografía con un fuerte soporte visual, adaptación de otra obra de Bali, Homo Ludens Intergaláctico, una instalación basada en videos espaciales de la NASA que se presentó por única vez en el Planetario de Buenos Aires, en el marco de la Segunda Bienal Kosice en agosto de 2012.

La artista opina que no es con un objetivo competitivo que se exploran nuevos lenguajes o nuevos cruces: “Yo no creo que se esté persiguiendo todo el tiempo la novedad, simplemente creo que se trata de hacer lo que uno tenga ganas de hacer, lo que en ese momento le inspire. Sí creo que lo que se intenta es que resulte novedoso para uno mismo. Tratar de no repetirse, de no aburrirse. Esa es la necesidad mayor: seguir avanzando, perseguir ideas”, aclara. Audivert levanta la apuesta y agrega: “La sospecha de que los artistas puedan estar especulando al incluir en sus producciones elementos no tradicionales me parece reaccionaria –enfatiza–. Creo que podríamos hablar de eso en un diario después de que se haya hecho el debido análisis crítico del rol de la televisión en la destrucción del mundo”. Para el dramaturgo, es imperativo un abordaje crítico desde los medios masivos del propio rol, ya que los lenguajes que éstos mismos imponen “son realmente el problema en la medida de su eficacia para destruir la cabeza y la sensibilidad de millones de seres”.

La multiplicidad de estímulos, el constante flujo de información, el multitasking, la infinidad de pantallas a las que se está expuesto permanentemente –de forma involuntaria o por opción–, los tiempos que corren en los que se impone la necesidad de hacer varias cosas al mismo tiempo: la efervescencia e intertextualidad de géneros en el arte podrían interpretarse como producto de la realidad social. “Yo creo que el cambio fundamental de los modos contemporáneos de la construcción de las concepciones del mundo se diferencia de los anteriores en este abandono de la unicidad del centro del sentido. Es algo que siempre estuvo presente pero ahora hay un reconocimiento múltiple en todos los espacios de intercambio de discurso”, grafica Steimberg.

“La relación arte/sociedad no necesariamente es siempre de reflejo –sostiene Koldobsky–, a veces es de negación. Otras, lo que se busca es una suerte de realidad paralela. Siempre existe algún vínculo pero, en cada caso, hay que ver de qué tipo de vínculo se trata. Y no es, de antemano, un vínculo lineal ni único: si fuera así, ¡no habría diversidad artística y cultural! Todo diría lo mismo dado que se construye en un determinado marco histórico y social.” En esa misma línea, el semiólogo aporta: “El arte no viene únicamente a reflejar sino que también viene a problematizar, descontinuar y a romper los modos y las costumbres de la percepción y de la producción de la significación”.

Audivert utiliza la metáfora de un piedrazo en un espejo para referirse a la función del artista creador en relación con las formas de producción artística: “Se trata de fracturar el lenguaje heredado y, con los fragmentos del estallido del espejo, hacer un collage, calidoscopio, es decir, liberar los signos del servilismo unidimensional al que han sido sometidos y revelarlos como puntos de encaje de relaciones de multiplicidad que no dejan de acrecentarse”.

A este respecto, Bali no arriesga un análisis del fenómeno general pero sí aporta su experiencia a través de los diferentes cambios y vuelcos introducidos a lo largo de su carrera. Para ella, este pasaje de lo puramente coreográfico al terreno que mezcla danza, artes visuales, video, cine y tecnología interactiva no sólo permite expandir las posibilidades creativas, sino que también posibilita romper un poco ese blindaje que rodea a la danza tanto desde la producción como desde de la recepción: “Salir de la estructura tradicional de la danza y de su público me resultó muy interesante y nutritivo. El hecho de modificar las condiciones no sólo en cuanto a lo que se muestra sino también en cómo se muestra es un cambio a la vez radical y estimulante. Se logra establecer contacto con un mundo con el que antes no había tenido relación, y eso también ayuda a abrir el espectro”.

Más que crear, descubrir

“Yo tiendo a pensar que la idea del artista creador como una suerte de dios monoteísta que crea el mundo a partir de la nada siempre fue una ilusión, una ficción construida”, arriesga Koldobsky y festeja esta faceta de la contemporaneidad artística como la de un “sinceramiento respecto del concepto de la creación pura” a partir de la nada: “La suma de estímulos, agregar información, poder jugar con aspectos que cruzan cuestiones de lenguajes que, en la Historia, parecieran como separados, de alguna manera son todas formas de poner de manifiesto que la creación nunca fue absoluta, que siempre implicó tomar algo que quizá venía de otro campo. Ese es el juego que las vanguardias mostraron tan bien cuando empezaron a preguntarse dónde estaba lo realmente novedoso, y propusieron salirse del campo estrictamente del arte y buscar el objeto en otro lado”.

Oscar Steimberg también recurre a términos religiosos cuando, al referirse a la crisis que atraviesan los Grandes Relatos, afirma: “Hace tiempo nos estamos volviendo paganos en ese sentido. No hay centros, figuras, personajes a los que se crea como dueños de la posibilidad de la producción de significación. El relato tiene que ser constantemente escrito, reescrito y cambiado de signo. Entonces, no le queda otro remedio que ser múltiple”.

‘Croma’ pone a prueba todos los sentidos

CULTURA /  La nueva creación de Alex Gretto, que combina circo, humor y proyecciones, se presenta sábado y domingo a las 17 en el Teatro Argentino. Un show para todas las edades, lleno de delirio y ritmo vertiginoso, donde el mundo real se funde con el virtual.

26.07.2013 | 23.30


Croma se presenta este fin de semana en la Sala Astor Piazzolla del Teatro Argentino de La Plata (51 entre 9 y 10), a las 17. Este espectáculo a cargo de Alex Gretto no es un show infantil –como podría ser clasificado a simple vista- sino que fue creado para todas las edades, para que grandes y chicos disfruten por igual. 

Con su estilo único, Alex Gretto desafía los límites de lo posible a fuerza de pasión, adrenalina y locura. Con una catarata de sensaciones y recursos, crea un mundo donde todos los sentidos se ponen a prueba. Proyecciones interactivas, malabares con pelotas de rebote, zancos, música en vivo, transformaciones inverosímiles, teatro negro, malabares con bastones de led y equilibrismo extremo son utilizados por este artista, que consigue el éxito… ¡hasta cuando fracasa!. 

Un espectáculo para toda la familia lleno de delirio, energía, ritmo vertiginoso y complicidad con el público en el que el mundo real se funde con el virtual. 

Con idea, dirección y realización general de Lucas Carattoli (Alex Gretto), realización audiovisual de Croma es de Pablo Mecca y la operación de luces y video de Lisandro Requena. 

Este espectáculo convocó a más de 2.700 espectadores durante su estreno, en 2011, con tres funciones en el Teatro Coliseo Podestá de La Plata. Al año siguiente fue seleccionado para participar del IV Festival Internacional de Circo que se desarrolló en Buenos Aires. 

Domingo 28 de julio 2013: Cartelera Infantil

Domingo | 28.07.2013  Publicado en Edición Impresa:   Espectáculos

CANCIONES PARA MIRAR

Teatro

Los Tres Chanchitos.- Hoy a las 14.30 en La Nonna, 47 esquina 3, con dirección de Leo Ringer.

Aladín y el genio de la lámpara.- Hoy a las 16 en La Nonna, 47 esquina 3, con dirección de Leo Ringer.

Caperucita Roja.- Hoy a las 17.30 en La Nonna, 47 esquina 3, con dirección de Leo Ringer.

Bicicletto.- Hoy a las 16 en el Coliseo Podestá, 10 entre 46 y 47, con dirección de Javier Omar Pastorino, con entrada libre y gratuita.

Improfreakitos.- Hoy a las 17 en Teatro Práctico, 65 entre 3 y 4, espectáculo de improvisación para niños.

Los tres chanchitos.- Hoy a las 14.30 y 16.30 en el Centro Cultural Islas Malvinas, 19 y 51, con dirección de Juan Pablo Parodi. Entrada libre y gratuita.

La Bella y la Bestia.- Hoy a las 15 en el Teatro Luz y Fuerza, 3 entre 41 y 42, con dirección de Claudio Soriano.

La Cenicienta.- Hoy a las 17 en el Teatro Luz y Fuerza, 3 entre 41 y 42, con dirección de Claudio Soriano.

La bella y la bestia.- Hoy a las 16 en el Club San Martín de Tolosa, 7 entre 523 y 524, con dirección y puesta en escena de Leonel Ferreyra.

Quasimodo. El campanero de Notre Dame.- Hoy a las 19 en Luz y Fuerza, 3 entre 41 y 42. Dirige: Germán Crivos.

Alicia en el país de las maravillas (dentro de la madriguera).- Hoy a las 14 y 16 en El Bombín, 59 entre 12 y 13, de Belisario Román y J. Chambo.

Oz, deseando volver.- Hoy a las 18 en El Bombín, 59 entre 12 y 13, de Belisario Román y V. Amoresano.

La princesa asustadiza y el talismán del destino.- Hoy a las 15 y a las 16.30 en la Sala A del Pasaje Dardo Rocha, 50 entre 6 y 7.

Hannah y la bruja rebelde.- Hoy a las 14, 15.30 y 17 en la Sala B del Pasaje Dardo Rocha, 50 entre 6 y 7.

En Pampa y la vía láctea.- Hoy a las 14, 15.30 u 17.30 en la Sala Vicepresidencia del Pasaje Dardo Rocha, 50 entre 6 y 7.

Hansel y Gretel. Volveremos al hogar.- Hoy a las 16 en Allegro ma non Troppo, La Merced 322, Ensenada con libro y dirección de Facundo Zerpa y música de Rigo Quesada.

Como el caracol.- Hoy a las 14 en la República de los Niños, Cno. General Belgrano y 501.

Los Derechos de los Niños.- Hoy a las 14.40 en la República de los Niños, Cno. Belgrano y 501.

Pinocho.- Hoy a las 15.20 en la República de los Niños, Cno. Belgrano y 501.

El Reino del Revés.- Hoy a las 16 en la República, Cno. Belgrano y 501.

Aladín, una fantasía musical.- Hoy a las 16.50 en la República de los Niños, Cno. Belgrano y 501.

Títeres

Serenatuna a la luz de la luna.- Hoy a las 15.30 y 17, con entrada libre y gratuita.

Secretos titiriteros.- Hoy a las 14 en La Mecha, 1 y 65, a cargo de Aileen Moore y Yesica Peperina.

El caballero sin caballo.- Hoy a las 16 en la Sala Armando Discépolo, 12 entre 62 y 63, a cargo de la Compañía Pizzicatto Teatro.

Muñocos.- Hoy a las 15 y 16.30 en Plaza Moreno, 13 y 53, presentando su espectáculo “Muñocos argentinos”.

Magia + Circo

Alex Gretto.- Hoy a las 17 en la Sala Astor Pizzolla del Teatro Argentino, 51 entre 9 y 10, con su espectáculo, “Croma”.

Giratutto.- Hoy a partir de las 15.30 en la Plaza Islas Malvinas, 19 y 51, a cargo del payaso Alan Brando.

Clown y títeres.- Hoy a las 14 y a las 15.30 en la Sala B del Centro Cultural Islas Malvinas, 19 y 51, a cargo de Pizzicatto Teatro.

Patricio Barbieri.- Hoy a las 15.30 en La Trastienda, 51 entre 5 y 6, show de magia, humor y grandes ilusiones para toda la familia.

El show del mago Lúas. 50 años con la magia.- Hoy a las 18 en la Sala Auditorio del Pasaje Dardo Rocha, 50 entre 6 y 7.

Disfrutando al ilusión.- Hoy a las 14.30 y 16.30 en la Sala Polivalente del Pasaje Dardo Rocha, 50 entre 6 y 7.

Buscando el circo.- Hoy a las 15 en la Casa de la Cultura de Villa Elisa, Arana entre 5 y 6.

Doménico en equilibrio.- Hoy a las 16 en el C. C. Estación Provincial, 17 y 71, circo y clown.

Magias y risas.- Hoy a las 15 y a las 17 en el Centro de Fomento de Los Hornos, 137 entre 61 y 62, a cargo de Mauricio Rodríguez, Mago Gaspar y Leandro Teruggi.

Cine video

Hotel Transilvania.- Hoy a las 16 en el Cine Teatro Municipal de Ensenada, Ortiz de Rosas entre Cestino y Cabo Verde, gratis.

Música

Pedro y el Lobo.- Hoy a las 15 en la Sala Astor Piazzolla del Teatro Argentino, 51 entre 9 y 10, de Sergei Prokofiev, con dirección musical a cargo de Federico Víctor Sardella y con Claudio Gallardou como relator.

Canciones para mirar.- Hoy a las 16 en el Teatro de Cámara de City Bell, diagonal Urquiza entre Rivadavia y Alvear, con dirección de Alberto Jáuregui Lorda.

Otras actividades

Tomando el té con las princesas.- Hoy a las 15 y a las 18 en el ex Jockey Club, 48 entre 6 y 7.

Violetta por un día.- Hoy a las 14.45 y a las 17 en Crisoles, 1 entre 41 y 42.

Jugando en el Macla.- Hoy a las 15 y a las 16.30 en la Sala 8 del Macla, 50 entre 6 y 7, una propuesta para niños de 6 a 10 años, para aprender y divertirse con las obras del Arte MADI Internacional.

La Pelu de PintArte todo.- Hoy a las 14 en el C. C. Estación Provincial, 17 y 71.

Cuenta cuentos.- Hoy a las 16 en el C.C. Estación Provincial, 17 y 71, narraciones orales.

Escultura para niños.- Hoy a las 15 en el Centro Cultural Estación Provincial, 17 y 71, clase abierta coordinada por Carla Colombini.

Fotografía para niños.- Hoy a las 15 en el Centro Cultural Estación Provincial, 17 y 71, clase abierta coordinada por Rodrigo Barcos.

La casa en la que creció René Favaloro ahora es cuna de tango

Domingo | 28.07.2013 Publicado en Edición Impresa:   La Ciudad

CERCA DEL BARRIO MONDONGO

Está ubicada en 5 entre 69 y 70. Allí se rinde culto a la música ciudadana

LAUTARO TISSERA JUNTO A SU HERMANO EMILIANO, EN LA CASA DONDE CRECIÓ EL DR. FAVALORO, AHORA CONVERTIDA EN UN REDUCTO DONDE SE RINDE CULTO AL TANGO 

La casa en la que creció el doctor René Favaloro -5 entre 69 y 70- está ahora convertida en un reducto donde se rinde culto a la música ciudadana. La iniciativa surgió del músico Lautaro Tissera, sobrino nieto del prestigioso médico, que un día soñó con reflotar la modalidad de interpretar el tango como lo hacían las grandes orquestas y para eso puso en valor el antiguo taller en el que trabajaba su bisabuelo, el ebanista Juan Bautista Favaloro. “Al Centro Cultural le puse Don Juan en honor a él que también era violinista, acá tocamos con mi orquesta La Sacada y también lo hacen otros artistas que promueven el género y no están en el circuito comercial”, asegura Lautaro.

Una placa de mármol en el ingreso del inmueble anticipa que allí creció una de las máximas eminencias de la medicina argentina. Al pasar el umbral, una medianera levantada con chapas multicolores e iluminada con faroles negros, parece recrear la calle Caminito; sin embargo, Lautaro prefiere resignificar la escena porque a él esos muros le recuerdan las casas de Berisso.

“Acá nació mi abuelo Juan José y pasó su infancia mi tío abuelo René. Este era un barrio de ebanistas, muchos aprendieron el oficio de mi bisabuelo”, cuenta el músico mientras invita a traspasar un artístico portal que un paciente le regaló en agradecimiento al doctor Favaloro y Lautaro instaló como pase hacia su mundo del tango. En esa casa son muchos los recuerdos que evocan la figura del médico: los viajes al Sur con toda la familia; las anécdotas de cuando a metros de esa vivienda funcionaba un popular cabaret o la afición que siempre expresaba por el folklore.

“La conexión al tango la tenemos por nuestro abuelo, crecimos escuchando a Carlos Gardel y a Astor Piazzola, quizás por eso me enamoré de los tangos tradicionales”, asegura el joven compositor y director de La Sacada.

Con esa inspiración se recrea la atmósfera del dos por cuatro y, en el escenario presidido por un gran piano, reviven viernes a viernes figuras como Carlos Di Sarli, Julio de Caro, Osvaldo Fresedo o Eduardo Arolas. Tan grande es la admiración del joven músico por la música disarliana que hasta compuso el tango “Sin mufa” en un intento de desagraviar a Carlos Di Sarli, tildado de “mufa” -una persona que traía “mala suerte”- por directores de orquesta que envidiaban su poder de convocatoria con el público. Se dice que cuando ese músico se presentaba con cantantes como Roberto Rufino, las otras orquestas se quedaban sin público.

La esencia milonguera de la orquesta convoca a decenas de personas cada semana y las invita a bailar con el ímpetu de décadas pasadas. Es que aunque los impulsores de la nueva movida tanguera sean muy jóvenes, trabajan para rescatar algo que, según creen, permanece en la memoria: el tango, los bailes del carnaval y las milongas en los clubes de barrio.

Tanto Lautaro como su hermano Emiliano -27- están seguros de que en la ciudad hay un resurgir del tango y por eso cada vez que se presentan orquestas como Rasca Suelo, La Bidú o la OTAG, la pista de baile queda chica para un público que tiene el común deseo de escuchar música ciudadana.

“Todos los viernes organizamos a las 21 una clase de tango en la que llegan a participar unas 30 personas de entre 18 y 80 años y todos se quedan después a la milonga”, agrega Emiliano.

Los jóvenes dicen que el clima se logra con buena música a volúmenes que permiten el diálogo entre la gente y que evitaron colocar pantallas de televisores para propiciar la conexión del público con la orquesta.

En ese contexto, “La Sacada” que nació en la Ciudad en noviembre de 2010 se mantiene firme en el propósito de recuperar la sonoridad de las orquestas típicas, una expresión artística en extinción que tuvo su auge en las décadas del 40 y del 50.

Inspirados en el estilo del pianista, compositor y director Carlos Di Sarli, considerado uno de los maestros más representativos del tango, la orquesta sale a las pistas respetando los arreglos musicales y las particularidades del tango tradicional. Con una gran aceptación la formación, participó del Festival Independiente de La Plata; de los carnavales de Meridiano V, de festivales de tango de Buenos Aires y en el último encuentro del género que se organizó en la Ciudad hace tres semanas.

“Con La Sacada ponemos en el escenario 11 músicos y a la gente le impacta encontrarse con una sonoridad que ya no se escuchaba y que nosotros interpretamos después de escuchar durante muchas horas las grabaciones de las orquestas típicas”, asegura Lautaro que también participa del grupo El Mondongo de Palermo, inspirado en las pequeñas orquestas que promovía Aníbal Troilo.

Orquesta
En el Centro Cultural “Don Juan” que funciona en calle 5 Nº 1835, la pista bailable se llama “Milonga Alfredo Gobbi”. Las actividades de la Orquesta son de carácter autogestivo, sin financiamiento estatal.

sábado, 27 de julio de 2013

Sábado 27 de julio 2013: Cartelera Infantil

Sábado | 27.07.2013 Publicado en Edición Impresa:   Espectáculos

“CAPERUCITA...”, EN 19 Y 51

Teatro

La princesa asustadiza y el talismán del destino.- Hoy a las 15 y a las 16.30 en la Sala A del Pasaje Dardo Rocha, 50 entre 6 y 7.

Hannah y la bruja rebelde.- Hoy a las 14, 15.30 y 17 en la Sala B del Pasaje Dardo Rocha, 50 entre 6 y 7.

En Pampa y la vía láctea.- Hoy a las 14, 15.30 u 17.30 en la Sala Vicepresidencia del Pasaje Dardo Rocha, 50 entre 6 y 7.

Hansel y Gretel. Volveremos al hogar.- Hoy a las 16 en Allegro ma non Troppo, La Merced 322, Ensenada.

El Sapo Pepe.- Hoy a las 16 en el Coliseo Podestá, 10 entre 46 y 47.

Hansel y Gretel.- Hoy a las 14.30 en La Nonna, 47 esquina 3.

El Gato con Botas.- Hoy a las 17.30 en La Nonna, 47 esquina 3.

Merlín.- Hoy a las 16 en La Nonna, 47 esquina 3.

La Bella y la Bestia.- Hoy a las 18.50 en La Nonna, 47 esquina 3.

Improfreakitos.- Hoy a las 17 en Teatro Práctico, 65 entre 3 y 4, espectáculo de improvisación.

Pinta y Punto.- Hoy a las 15 en la Plaza Almirante Brown de Ensenada, San Martín y Uruguay.

La Bella y la Bestia.- Hoy a las 15 en el Teatro Luz y Fuerza, 3 entre 41 y 42.

La Cenicienta.- Hoy a las 17 en el Teatro Luz y Fuerza, 3 entre 41 y 42.

Quasimodo. El campanero de Notre Dame.- Hoy a las 19 en Luz y Fuerza, 3 entre 41 y 42.

La bella y la bestia.- Hoy a las 16 en el Club San Martín de Tolosa, 7 entre 523 y 524.

Oz, deseando volver.- Hoy a las 14 y a las 16 en El Bombín, 59 entre 12 y 13.

Alicia en el país de las maravillas (dentro de la madriguera).- Hoy a las 18 en El Bombín, 59 e/ 12 y 13.

Cenicienta.- Hoy a las 14 en el Centro Cultural Islas Malvinas, 19 y 51.

Caperucita roja.- Hoy a las 15.30 en el Centro Cultural Islas Malvinas, 19 y 51.

El patito feo (rumbo a la ciudad).- Hoy a las 17 en el Centro Cultural Islas Malvinas, 19 y 51.

Dorothyy sus amigos en la Tierra de Oz.- Hoy a las 18 en la Sala Auditorio del Pasaje Dardo Rocha, 50 entre 6 y 7.

Como el caracol.- Hoy a las 14 en la República de los Niños, Cno. General Belgrano y 501.

Los Derechos de los Niños.- Hoy a las 14.40 en la República de los Niños, Cno. Belgrano y 501.

Pinocho.- Hoy a las 15.20 en la República de los Niños, Cno. Belgrano y 501.

El Reino del Revés.- Hoy a las 16 en la República, Cno. Belgrano y 501.

Aladín, una fantasía musical.- Hoy a las 16.50 en la República de los Niños, Cno. Belgrano y 501.

Titeres

Los títeres de Beppo.- Hoy a las 15 en la Asociación Judicial Bonaerense, 50 Nº 712, entre 9 y 10.

Secretos titiriteros.- Hoy a las 14 en La Mecha, 1 y 65, a cargo de Aileen Moore y Yesica Peperina.

Caperucita Roja.- Hoy a las 16 en la Sala Armando Discépolo, 12 entre 62 y 63, a cargo de la Compañía Teatro Los Claveles.

El Panadero y el diablo.- Hoy a las 15.30 en La Lechuza, 58 e/ 10 y 11, en el Festival Títeres.

Muñocos.- Hoy a las 15 y 16.30 en Plaza Moreno, 13 y 53, presentando “Muñocos argentinos”.

Magia + Circo

Alex Gretto.- Hoy a las 17 en el Teatro Argentino, 51 entre 9 y 10, con su espectáculo, “Croma”.

Giratutto.- Hoy a partir de las 15.30 en la Plaza Islas Malvinas, 19 y 51, a cargo del payaso Alan Brando.

Manos mágicas.- Hoy a las 14, 15.30, 17 y 18 en el C.C. Islas Malvinas, 19 y 51, con el Mago Charly y el Mago Sátrape como invitado.

Magias y risas.- Hoy a las 15 y a las 17 en el C. de F. Los Hornos, 137 entre 61 y 62, con M. Rodríguez, Mago Gaspar y L. Teruggi.

Patricio Barbieri.- Hoy a las 15.30 en La Trastienda, 51 entre 5 y 6, show de magia y humor.

Payaso Manotas.- Hoy a las 15 y a las 16.30 en la Sala Auditorio del Pasaje Dardo Rocha, 50 entre 6 y 7.

Clown y títeres.- Hoy a las 14 y a las 15.30 en la Sala B del Centro Cultural Islas Malvinas, 19 y 51.

El show del mago Lúas. 50 años con la magia.- Hoy a las 18 en el Auditorio del Pasaje Dardo Rocha, 50 entre 6 y 7.

Disfrutando al ilusión.- Hoy a las 14.30 y 16.30 en la Polivalente del Pasaje Dardo Rocha, 50 entre 6 y 7.

La Cirquesta.- Hoy a las 14 en el Parque Saavedra, 14 entre 66 y 67.

Buscando el circo.- Hoy a las 15 en la Casa de la Cultura de Villa Elisa, Arana entre 5 y 6.

Doménico en equilibrio.- El domingo a las 16 en el C. C. Estación Provincial, 17 y 71, circo y clown.

Cine video

Lego Stars Wars: The empire strikes out.- Hoy a las 16 en el Pasaje Dardo Rocha, 50 entre 6 y 7.

Música

A merendar con Hugo Figueras.- Hoy a las 16 en Ciudad Vieja, 17 y 71, música y juego para niños.

Canciones para mirar.- Hoy a las 16 en el Teatro de Cámara de City Bell, diagonal Urquiza entre Rivadavia y Alvear, con dirección de Alberto Jáuregui Lorda.

Pedro y el Lobo.- Hoy a las 15 en la Sala Astor Piazzolla del Teatro Argentino, 51 entre 9 y 10, dir. musical de Federico Víctor Sardella y Claudio Gallardou como relator.

Otras actividades

Tomando el té con las princesas.- Hoy a las 15 y a las 18 en el ex Jockey Club, 48 entre 6 y 7.

Violetta por un día.- Hoy a las 14.45 y a las 17 en Crisoles, 1 entre 41 y 42.

Tea + Party.- Hoy a las 16 en 44 y 17, merienda, coreografías, looks, sorteos, set de fotos y más.

Jugando en el Macla.- Hoy a las 15 y a las 16.30 en la Sala 8 del Macla, 50 entre 6 y 7, una propuesta para niños de 6 a 10 años, para aprender y divertirse con las obras del Arte MADI Internacional.

La Pelu de PintArte todo.- Hoy a las 14 en el C. C. Estación Provincial, 17 y 71.

Cuenta cuentos.- Hoy a las 16 en el C.C. Estación Provincial, 17 y 71, narraciones orales.

viernes, 26 de julio de 2013

Títeres, de festejo

Viernes 26 de julio de 2013 | Publicado en edición impresa

Platea infantil

El Grupo de Titiriteros del San Martín celebra los 30 años de El gran circo; el prestigioso grupo Los Títeres de Don Floresto, cuatro décadas

Por Juan Garff  | LA NACION

Los altísimos ñandúes, una de las escenas más divertidas de El gran circo, de El Grupo de Titiriteros del San Martín. Foto: LA NACION / Carlos Furman

Es una de las obras más vistas del teatro argentino y sin dudas la puesta en escena que más tiempo perdura. El gran circo , la gran creación de Ariel Bufano al frente del Grupo de Titiriteros del Teatro San Martín, cumplió 30 años sin perder su brillo festivo. Hace pocos días fue celebrado el aniversario con una función especial a la que asistieron gran parte de los titiriteros que alguna vez manipularon a la elefanta equilibrista, al pequeño hombre-bala Goleto o al trío de grandes avestruces. Cada número apela a personajes y destrezas circenses, pero también a una gran diversidad de técnicas de manipulación, con efectos sorprendentes.

"Veníamos de hacer David y Goliat, Carussel titiritero, Amor de Don Perlimplín y La Bella y la Bestia, todas con cierto color nostálgico", dice Adelaida Mangani, la actual directora del Grupo de Titiriteros. "Ariel (Bufano) tenía hacía tiempo la idea de hacer un espectáculo sobre los circos criollos que había visto en Mendoza en su infancia, con segunda parte de drama gauchesco. Iba a ser un circo pobre, que recorría los caminos. Pero surgió la idea de que fuera al revés, que fuera un espectáculo brillante, muy alegre." Primero se llamó El gran circo criollo e incluía el drama del gaucho perseguido. Se vivía tiempos de inminente apertura democrática, lo que contribuía al clima festivo.

"Tuvo que ver con una gran celebración de un cambio fundamental para todos -recuerda Mangani-. Así nació y así llegamos hasta el día de hoy."

Actualmente en cartel, sigue agotando localidades. ¿Cuál es el secreto de su vigencia? "Creo que El circo establece una complicidad al rescatar la inocencia del adulto", explica Mangani. "Los números terminan casi todos con una vueltita en que se le cuenta al público cómo se hizo. Mostrar cómo el forzudo levanta una pesa de 1000 kg, pero luego sale un títere chiquitito y se la lleva livianamente es un juego circense, pero que tiene que ver con la cuestión de creer en la doble convención, no sólo que un actor representa a un personaje, sino que un objeto de telgopor y tela está vivo. Creer eso emociona. Cuando levanta las pesas, toda la sala expresa su admiración, no sólo los niños..."

El gran circo fue en ese sentido un espectáculo bisagra en la trayectoria del Grupo de Titiriteros y del arte de los títeres en general en nuestro país. Actuar sobre un gran escenario, para un público de todas las edades, con muñecos de todos los tamaños y con el titiritero a la vista, sin retablo, significaba varios cambios copernicanos en uno. Ya lo había anticipado un año antes La bella y la bestia. "Pero con El circo llega a su elaboración máxima", sintetiza Mangani. Una de las condiciones que lo posibilitaron, además del genio de Ariel Bufano, fue la constitución en 1977 del elenco estable de titiriteros en el San Martín, que permitió investigaciones artísticas de largo aliento. La posterior creación de la Escuela de Titiriteros, dependiente del mismo teatro, aseguró su permanencia y renovación en el tiempo, mucho más allá del fallecimiento de su creador, en 1992.

"Cuando comenzamos, el arte de los títeres era un arte absolutamente marginal, no existía hacer temporada y predominaba el títere de guante tras el retablo", recuerda la directora del Grupo de Titiriteros. "Los colegas de Ariel decían de La bella y la bestia que era muy linda, pero que no era una obra de títeres. Hoy hay una proliferación de gente y de grupos fantásticos, que se dedican sobre todo a hacer obras para adultos", dice Mangani.

El Grupo de Titiriteros incorporó en sus primeros años a artistas con trayectoria previa, como Roberto Docampo, quien se encargaría del complejo diseño de la mecánica de los títeres desde El gran circo hasta su prematura muerte, en mayo de este año. Docampo había formado en 1973 el grupo Los Títeres de Don Floresto, junto con Miguel Fontana, Susana Andrián y María del Carmen Hernández. Sin romper con la tradición del retablo, fue un grupo precursor en programar su actividad en una sala teatral fija. "Se decía que los títeres no pueden hacer temporada, que la gente no iba al teatro a ver títeres", rememora Hernández, que sigue en el grupo que celebra este año el 40 aniversario de esa ruptura con la itinerancia en su sala de Belgrano.

Miguel Rur y Helena Alderoqui venían del grupo La Galera Encantada cuando ingresaron en el Grupo de Titiriteros para el estreno de El gran circo. "La idea de la prolijidad y el rigor en la concepción artística de Ariel Bufano es algo que uno se lleva para siempre", señala Rur, hoy responsable de producción del canal infantil PakaPaka. También integraron el primer elenco de El gran circo dos jóvenes que se habían formado con Bufano en el Instituto Vocacional de Arte: Sergio Rower y Luis Rivera López. Ya habían formado entonces el grupo que adoptó el nombre de Libertablas. Por varios años trabajaron en forma paralela en ambos elencos, hasta que alcanzaron una proyección propia que exigía dedicación plena, en particular a partir del éxito de Sueño de una noche de verano, en el Teatro Cervantes. "Bufano nos transmitió su ímpetu y profesionalismo", dice Rower, "y abrió el acceso de los títeres a los grandes escenarios, al canjear el espectáculo ambulante por las grandes puestas en escena para miles de espectadores".

PARA AGENDAR

El gran circo
Teatro San Martín (Sala Martín Coronado) , Corrientes 1530. Viernes, sábado y domingo, a las 16. $ 20 y $ 35.
Floresto, Pototo y la mar en coche
Auditorio Asociación Italiana de Belgrano , Moldes 2157. Sábado y domingo, a las 15 y a las 16.30. $ 50.

Una performance sobre la “caída” en el TACEC

CULTURA /  Hoy se presenta una obra de Santiago Loza, con dirección de Maricel Álvarez, cuyo eje temático es la “caída” –tanto física como emocional– de un cuerpo. Habrá funciones hasta el martes

26.07.2013 | 10.29

Yo te vi caer

Hoy, mañana, el domingo y el martes, siempre a las 21, subirá a escena Yo te vi caer en la Sala del Centro de Experimentación y Creación del Teatro Argentino de La Plata – TACEC (acceso por 10 y 53). 

Esta obra de Santiago Loza se presenta en el marco de la cuarta edición de Panorama Sur, plataforma internacional para las artes escénicas con dirección general y artística de Alejandro Tantanián y Cynthia Edul. 

Con puesta en escena y dirección de Maricel Álvarez, Yo te vi caer cuenta con Diana Szeinblum y el propio Loza como intérpretes. 

A partir de un texto escrito por Loza –que reconstruye con minucia poética y gran libertad un relato autobiográfico narrado por Diana Szeinblum–, la directora Maricel Álvarez se propuso desarrollar una experiencia performativa cuyo eje temático es la caída –tanto física como emocional– de un cuerpo. 

El espectáculo explora el concepto de caída (en algunas de sus posibles variables y acepciones: física-filosófica-estética-amorosa) tal como es sentido y articulado por el cuerpo –sujeto y objeto al mismo tiempo de la obra– y tal como es puesto de manifiesto a través de la palabra, una palabra que puede tanto ramificarse como romperse y desaparecer. 

Es un viaje experimental que, valiéndose de diferentes lenguajes y soportes: movimiento, video, fotografía, música, etc., pone de manifiesto la búsqueda, el fracaso, la desesperación, así como la ironía, la gracia y hasta cierto romanticismo que no es sólo dramático. 

Además el texto habla -o es un pretexto para hablar- de la caída entendida como la expresión máxima de la libertad. La pérdida de control total. 

Finalmente, es también un homenaje al artista Bas Jan Ader (1942- 1975, desaparecido en el mar) y una celebración de su obra. Los trabajos de Ader, un verdadero maestro de la caída, destilan sinceridad e ironía, están tan articulados en términos intelectuales como empapados de la más sentida de las emociones, se mueven elegantemente entre lo heroico y lo patético. La tibia melancolía y la ternura que se desprenden tan orgánicamente de su obra se convierten en legado y se materializan en este espectáculo. 

La coreografía de Yo te vi caer es de Diana Szeinblum, la música y el diseño sonoro de Marcelo Martínez y la fotografía y video de Nora Lezano. 

La realización de vestuario le corresponde a Lucinda Walmsley y Catalina Ichaso, la realización y diseño de mobiliario a Analía Espiga y Duillio Della Pittina, el montaje audiovisual a Vasko Films y el diseño gráfico a Leandro Ibarra. El espacio y las luces pertenecen a Matías Sendon y la asistencia artística y de producción a Felicitas Luna. Desempeñaron además una pasantía artística Amalia Tercelan y Martín Gross.