jueves, 23 de mayo de 2013

Una sala centenaria en peligro de ser demolida


Jueves 23 de mayo de 2013 | Publicado en edición impresa

La Plata

Aunque se trate de un edificio con doble protección, el Teatro La Hermandad del Princesa fue puesto en venta como lote

Fachada actual del teatro. Foto: Fernando Massobrio
Por Alejandro Cruz  | LA NACION

Hace unos 10 días, en la fachada del Teatro La Hermandad del Princesa, de La Plata, la inmobiliaria Toribio Achával instaló un inmenso cartel anunciando la venta del lote de 1300 metros cuadrados en donde está ubicado este imponente edificio inaugurado en 1883. Como allí se podrían construir hasta casi 4000 metros cuadrados, el valor del lote superaría ampliamente el millón de dólares.

El anuncio despertó voces de alarma. Como en casos similares, las redes sociales permitieron ir sumando y coordinando voces. Así fue (así es) como la página de Facebook "Salvemos al Teatro La Hermandad del Princesa" va sumando adherentes. Sugestivamente, quizás a causa de la indignación en aumento, el cartel fue retirado a principio de esta semana.

Anteanoche, allí, en diagonal 74, entre 3 y 4, se juntaron más de 150 personas para manifestar su oposición a la venta como lote de este centenario teatro. Mañana, a las 16, prometen realizar una intervención a la fachada con el objetivo de que el tema gane visibilidad. Artistas, vecinos, diputados, gente de la cultura, legisladores y referentes vinculados a la preservación de edificios históricos sustentan su reclamo en dos puntos: la ordenanza 9608, de octubre de 2004, que declaró al predio como de Interés Histórico por su Valor Testimonial. Dicha ordenanza, dice: "Toda intervención a realizar en el citado edificio, cualquiera sea su magnitud y/o destino, deberá ser evaluada previamente". Por otra parte, el decreto municipal 1579, de 2006, protege al edificio (no a su función).

En declaraciones a Radio Provincia, la escenógrafa Flavia D'Elía, una de las asistentes a las reunión de anteayer, sostuvo: "La Plata tiene una historia riquísima a nivel patrimonial y cultural, pero es la única ciudad en el mundo que está declarada en peligro patrimonial".

El Princesa no siempre fue un teatro. "Fue uno de los edificios de la Sociedad Italiana de Socorros Mutuos que, en La Plata, llegó a tener unas 100 sedes. Algunos de ellos, tenían teatros. Otros, como El Princesa, tenían un gran salón en donde podía haber espectáculos musicales, teatrales, bailes o eventos sociales. Cuando este tipo de sociedades desapareció, década del 50, El Princesa pasó a tener otros destinos", cuenta Pedro Delheye, ex director de Cultura de La Plata

Así fue que el enorme edificio pasó a ser cine, astillero, clínica y hasta sede masónica. En 1992, ya con claros signos de abandono, lo compró el director de teatro y cineasta platense Quico García. Allí estrenó la obra Maluco . "Hoy, el éxito le da valor a las cosas; yo prefiero darle valor al recorrido", dijo a LA NACION para su reapertura.

En este espacio, tanto él como su pareja, Beatriz Catani, presentaron varios obras; muchas de ellas pasaron, luego, por festivales internacionales. Quico García murió el año pasado. El teatro ahora está en manos de sus hijos. Que se cumplan las normas vigentes depende del Estado. En ese sentido, mañana mismo, Jorge Telerman, encargado de Cultura de la provincia, se reunirá con su par plantese para empezar a buscar una respuesta que ayude a recuperar el centenario edificio.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario