jueves, 9 de mayo de 2013

Le Corbusier y su mundo retratado desde el teatro


Jueves | 09.05.2013  Publicado en Edición Impresa:   Espectáculos

OTRA MIRADA SOBRE UN ARQUITECTO UNICO

El espacio indecible” es la primera obra pensada desde y para la emblemática Casa Curutchet 

LOS ACTORES VÍCTOR GALESTOK Y MARÍA IBARLÍN EN UNA ESCENA DE “TRADUCCIONES”, LA PRIMERA PARTE DE “EL ESPACIO INDECIBLE”, UN ESPECTÁCULO ESCRITO Y DIRIGIDO POR NELSON MALLACH Y ROXANA ARAMBURÚ

La Casa Curutchet, la emblemática obra con la que Le Corbusier dejó su inconfundible huella en la Ciudad, es el escenario de “El espacio indecible”, un espectáculo pensado desde y para la vivienda que, escrito y dirigido por Nelson Mallach y Roxana Aramburú, propone en dos partes (“Traducciones” y “El poema del ángulo recto”) una mirada centrífuga y centrípeta sobre la época y la figura del genial arquitecto franco suizo.

“El espacio indecible”, con nuevas funciones previstas para mañana a las 21 y sábado y domingo a las 19 y 21, es una obra que se enmarca en un proyecto de extensión cultural que, coordinado por Julio Santana y el equipo de la Casa Curutchet, busca ampliar la base de actividades para proyectar y compartir con la sociedad diferentes intereses del mundo de la arquitectura.

Esta obra, en cuyo trabajo repercutió el reciente temporal que azotó a la ciudad, fue concebida desde y para la casa, es decir, no se puede ver en otro lado. Una vez definida su especialidad, los dramaturgos se “apropiaron” de la vivienda y sentaron sus posiciones dejando en ella sus diferentes marcas profesionales pero encaminadas a un destino común: Le Corbusier.

PARTES COMPLEMENTADAS

“La idea, en primera instancia, fue que cada uno se vinculara con la casa de manera particular, con su perfil dramatúrgico. Así concebimos una obra que es la mirada de dos dramaturgos sobre la casa. Entonces nos repartimos el espacio, ya que la casa en sí presenta una división muy clara entre lo que es el mundo profesional, en un bloque delantero, y el mundo íntimo, familiar que se desarrolla en la parte trasera”, explicó Nelson Mallach, a cargo de la primera parte de la obra, “Traducciones”, que cuenta con las actuaciones de Elke Aymonino, Víctor Galestok, Anne-Audrey Seguín y María Ibarlín.

En “Traducciones”, desarrollada en el bloque delantero, el dramaturgo trabajó el vínculo de Le Corbusier con el afuera, con la primera Guerra mundial y el cambio de paradigma que provoca, con la transformación de las ciudades y, sobre todo, con el cambio de paisaje de nuestra ciudad, que es donde se encuentra la casa Curutchet.

Si Nelson Mallach se encarga de la parte centrífuga, Roxana Aramburú toma la forma centrípeta para complementar la propuesta. “`El poema del ángulo recto’” funciona como un rompecabezas que no se termina de completar; busqué construir un imaginario sobre Le Corbusier en base a la mirada de terceros, de personas próximas a él y que fueron testigos de distintos momentos de su vida”, aseguró la dramaturga y directora, sobre la segunda parte de la obra en la que participan los actores Patricia Focaccia, Ana María Haramboure, Julio Salerno y Virginia Calabrese.

CRUCE DE LENGUAJES

Consultado por el enriquecedor cruce entre los lenguajes de la arquitectura y el teatro, Mallach destacó que “El espacio indecible es para Le Corbusier aquello que se origina cuando el espacio se vincula con la materia. Esa acción, para él, genera resonancias del orden de la emoción que no pueden traducirse en palabras. Eso es el teatro también: los cuerpos ocupando los espacios vacíos de la Casa Curutchet abren interrogantes, interpelan directamente a la emoción del espectador. No se trata de una visita guiada o de una clase de arquitectura: el teatro opera en otro plano”.

Con vestuario de Analía Seghezza, iluminación de Federico Genovés, María Faiazzo y Mono Pérez, y fotografía de Mario Retik, “El espacio indecible” se volverá a ofrecer en la Casa Curutchet, Boulevard 53 entre 1 y 2, el próximo fin de semana (cupos limitados, con reserva a mariaibarlin@gmail.com) antes de iniciar una pausa hasta la llegada de la primavera.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario