sábado, 9 de marzo de 2013

Soledad Villamil: “No lo puedo dejar de hacer”


CULTURA /  Así define Soledad Villamil su pasión por cantar. Este sábado presenta su nuevo disco “Canciones de Viaje”, en el Coliseo Podestá. Antes del show charló con Diagonales y le propusimos correrse un poco de su papel de actriz y contarnos acerca de su carrera como cantante.

09.03.2013 | 00.19

Soledad Villamil este sábado en el Coliseo Podestá

El Sábado 9 de Marzo se levantará el telón del teatro Coliseo Podestá y Soledad Villamil presentará su nuevo disco “canciones de Viaje” en donde se aventura con nuevos ritmos. Autores como Violeta Parra, Homero Manzi, Leo Maslíah, Fernando Maldonado, entrelazan climas musicales y geografías con Soledad que no sólo los interpreta, sino que además los invita a viajar junto a canciones que son de su autoría. 

En este nuevo disco “Canción de Viajes”, planteas un recorrido musical algo novedoso en tu carrera como cantante. 

-Si en este disco dejo un poquito de lado el tango y la música más criolla para irme hacia otros géneros que tiene canciones un poco de todos lados. El título del disco tiene también un poco que ver con eso. Hay canciones de Brasil, de Méjico, de Uruguay, de Chile, de Cuba, es como mucho más abierto en ese sentido, más amplio. Es un poco más latino es un disco que tiene vientos, que tiene mucha percusión, que tiene otro color. 

¿Cómo fue el proceso de selección de temas? Hay algunos autores clásicos de Latinoamérica y canciones de tu autoría. ¿Cómo fue elegirlos y conjugarlos con vos misma? 

-Estas canciones que integran el disco son muchas que a mi me gustan hace muchos años y que en discos anteriores, mas tangueros, por ahí no tenían lugar como Maldigo del alto cielo de Violeta parra o Biromes y Servilletas de Leo Maslíah. Las que integran el disco son canciones que voy seleccionando y juntando y, en este caso, comparten el repertorio con algunas canciones propias que entraban bastante en el estilo de lo que el disco empezaba a ser. La verdad es que yo siento que se abre otro camino y es lo que me estimula a seguir haciendo cosas, seguir buscando un poquitito más allá. 

Al momento de elegir una canción ¿imaginás la manera de interpretarla? ¿se mezcla, entonces, un poco la actriz? 

-Todo lo que tiene que ver con la interpretación, sea un tema mío o un tema de otro autor tiene bastante peso. Si bien todo lo musical tiene mucha importancia lo que pasa con la letra de las canciones y un poco de la mano de la letra, la historia que cuenta la canción, o el personaje que la canta, o la emoción que trasmite, eso para mi está en muy primer plano y me involucro en esa parte. Eso obviamente tiene que ver con mi condición de actriz. 

En tu carrera como actriz suele pasar bastante tiempo entre un proyecto y otro, da la sensación de que elegís cuidadosamente los pasos a seguir ¿Con la música te pasa lo mismo? 

-En general yo me tomo el tiempo para todo, trato de que las cosas maduren, o de que por lo menos a mi me sirva ese tiempo en que maduran. De todas maneras para el tiempo que hace que me empecé a dedicar más a este trabajo musical, viene bastante con buen ritmo. Ya son tres discos en un poco menos de 7 años y esto se fue dando por la dimensión que empezó a tener el trabajo musical en sí. Cuando empecé a cantar y a hacer los conciertos, inclusive con el primer disco, tuvo más que ver con un deseo que con un proyecto, es decir, para nada con algo pensado a largo plazo. Fue realmente decir: “Bueno yo tengo ganas de cantar y lo voy a hacer” y el primer disco lo produje yo, y en ese sentido no es que tenía la expectativa de hacer una carrera como cantante. Fue algo como una necesidad, totalmente. Y lo que fue pasando con cada uno de los discos, y los conciertos y el público armó la historia de tal manera que, en relativamente poco tiempo, tomó una envergadura importante ¿no? 

Tu madre fue bailarina y coreógrafa, tenés un hermano músico y otra hermana que también se dedica a la danza. Todo ese mundo seguramente influyó en vos para este presente. ¿sentís que la decisión de dedicarte también a la música tuvo algo de cuenta pendiente? 

-La música preexiste a la actuación porque todo mi ambiente familiar estaba muy ligado a la música, obviamente a través de mi madre, pero en general en mi casa todo lo que se vivía era muy en relación a la música y de hecho yo al principio, ¿viste cuando uno empieza a pensar: qué querés hacer o a qué te querés dedicar?, pensaba que mi vocación tenía más ver con la música. Lo que pasa es que cuando era bastante chica, en la adolescencia empecé a estudiar teatro y eso generó en mí una seguidilla de eventos: estudiar y después empezar a trabajar como actriz y digamos que copó la parada. Pero la música siempre estuvo ahí y seguramente ahora tenga que ver con algo, más que como una cuenta pendiente, porque no es algo que yo lo haya sufrido todos estos años, pero si me reencuentro con algo que para mí fue super importante. 

Este disco pareciera ser el primer paso hacia otros horizontes ¿te ves experimentando con otros sonidos? 

-Sí. Siento que las ideas o lo que me imagino siempre tiene que ver con ampliar, con generar nuevos paisajes musicales o nuevas situaciones. Por ahí eso también tiene que ver con mi condición de actriz en que cada proyecto cada película cada obra implica un nuevo personaje, entonces los discos también me los imagino un poco de esa misma manera. 

Después de tu actuación en la Plata seguís con una gira 

-El otro fin de semana vamos a Rosario primero y después a Santa Fe y en abril vamos a Córdoba, Mendoza, por suerte sigue bastante intensa la agenda de los conciertos que también es parte lo que le da sentido o con lo interesante de hacer una disco que tiene que ver con cuando uno sale a tocar ese disco y a subirse al escenario que es parte de lo que a mi más me gusta. 

Al momento de comenzar con la música ¿Sentiste o pensaste en los prejuicios del tipo: “la actriz que ahora canta”? 

-Estaba presente, si puede ser. Cuando estrenamos el primer espectáculo junto a Rita Cortese, que se llamaba Recuerdos son Recuerdos, nos imaginábamos que podía pasar con ese espectáculo y con la gente que pudiera decir: “Uy ahora estas que son actrices” y que se yo. Pero la verdad es que fue todo lo contrario ya que fue muy bien recibido de verdad. Pero por otro lado nunca me detuve tanto a pensarlo porque para mi largarme a cantar tenía que ver más con una sensación de tirarme al precipicio que con cualquier otra cosa. Y si encima me ponía a pensar en los peros o en los prejuicios que podía haber no lo hubiera hecho. Entonces ahí es donde uno tiene que dejar a un lado las posibles opiniones de los demás y realmente concentrarse. También lo que te pasa es que las ganas de hacerlo están por encima de todo y decís : “no sé, saldrá bien, saldrá mal, gustará más, gustará menos”. Yo no lo puedo dejar de hacer, así que mucho remedio no hay” 

Soledad Villamil Se presenta este sábado 9 de marzo a las 21 hs. En el teatro coliseo Podestá. Calle 10 e/ 46 y 47 de la ciudad de la Plata. 

No hay comentarios.:

Publicar un comentario