sábado, 8 de diciembre de 2012

Patricia Sosa: “Haber recorrido los ochenta me llena de satisfacción”


Sábado | 08.12.2012 | Publicado en Edición Impresa:   Espectáculos

La cantante sigue celebrando el homenaje que le rindió a “La Torre”, el grupo del que formó parte convirtiéndose en la primera mujer del rock nacional en liderar una banda 

PATRICIA SOSA SIGUE PRESENTANDO “DESDE LA TORRE”, EL DISCO CON EL QUE LE RINDE TRIBUTO A LA BANDA DE ROCK QUE LIDERÓ EN LOS AÑOS 80 Y QUE TANTAS SATISFACCIONES LE DIO

Después de varios años de deleitar a sus seguidores con sus clásicos temas de su carrera solista, Patricia Sosa dejó de desoír a aquellos fans que, entre concierto y concierto, le pedían temas de “La Torre”, aquel recordado grupo de los ochenta que la convirtió en la primera mujer de la historia del rock nacional en liderar una banda. Por eso, la cantautora, decidió grabar un disco como homenaje a aquel proyecto musical y salió a recorrer el país con el potente estilo roquero que supo cultivar y con el que sedujo a una platea hambrienta de libertad musical.

“Desde La Torre” es el nombre del último álbum de la artista y el que iba a presentar el próximo miércoles en el Teatro Argentino pero que, por razones ajenas a su voluntad, se vio obligada a suspender. Patricia Sosa dio a conocer oficialmente su álbum en junio pasado en el ND Ateneo en un espectáculo que marcó el regreso, tras la disolución en 1989, de la vocalista con la banda que estaba formada por Oscar Mediavilla (guitarra), Gustavo Giles (bajo), Ricardo Giles (batería), Carlos “Negro” García López (guitarra) y Luis Múscolo (teclados).

Consultada por el motivo por el cual decidió abrir el baúl de los recuerdos y remontarse a los convulsionados años ochenta, la cantante reconoció que fueron varios los factores que la llevaron a embarcarse en este proyecto como, por ejemplo, el hecho de unir las distintas generaciones que la siguen artísticamente. “Yo tengo un público grande, de varias generaciones, entonces veía que la mayoría de la gente de mi generación me gritaba en los shows ‘Sólo quiero rock and roll’ o ‘Estamos en acción’, que son temas de ‘La Torre’. Y era como que el resto quedaba un poco en ascuas. Y como a mí me gusta que mi música una, y no quería que mi pasado dividiera a mi público, decidimos embarcarnos en este proyecto”, aseguró.

El hecho de volver al mundo de “La Torre” la movilizó de sobremanera. “Relacionarme otra vez con ese material -reconoció- fue movilizar muchas cosas, fue realmente muy emocionante. Y aparte recordar canciones que había olvidado que las había escrito yo. Fue encontrarme con situaciones, sensaciones, anécdotas y un montón de cosas que sucedieron en los ochenta, algunas con buenos recuerdos y otras no tanto, pero que yo había podido transitar y me gustaba. Por eso fue muy difícil elegir entre tantas canciones las doce o trece que componen este disco”.

UNA PIONERA

En relación a los recuerdos que marcaron aquella etapa de su vida, la artista se mostró orgullosa de los logros alcanzados y también decepcionada de que, a veces, no se los reconozcan. “Fue una época donde nosotros, en la primera parte de los ochenta, atravesábamos el proceso militar. Fue al principio una época muy dura, donde cantar el tipo de canciones que hacíamos te traía muchos problemas pero después pudimos salir con absoluta libertad. Y eso fue una enseñanza muy grande, que te da como una protección al día de hoy, de saber que has tocado para todo tipo de públicos. Tengo el privilegio de haber sido la primera mujer en la historia del rock nacional en liderar una banda y eso a veces, al día de hoy, no te lo reconocen. Me ha pasado que en muchos programas de radio importantes me dijeron ‘mirá, el disco me encanta, si se llamara La Torre lo podría rotar pero como se llama Patricia Sosa, no’. Y son respuestas que me hacen acordar a la antigüedad de los ochenta donde decían ‘mujeres no queremos’. Y entonces pienso, ¿se tendrá que llamar mi próximo disco ‘más respeto que soy un prócer’? A mi haber recorrido todos los ochenta, me llena de satisfacción”, destacó.

Analizando su paso por “Soñando por Cantar”, uno de los ciclos televisivos que causó furor en la última temporada de verano desde la pantalla de El Trece, la artista rescata el perfil humano que el formato televisivo permitió explotar. “El ciclo no fue un programa más pensado por un guionista. Sucedió. Y cuando las cosas suceden, suceden. Nosotros, creo que con los mejores modos que tenemos, con palabras de aliento, respetamos al que está cantando, por eso la devolución ha sido tan importante. La devolución en audiencia, en cariño, sabiendo que canta el pueblo y cuando canta el pueblo hay que hacer reverencia. Entonces, a mí, por supuesto que me sirvió, no sé si como mi carrera, sino como ser humano. Además, ayudó a que muchísima gente, que no me seguía como cantante, ahora empezó a seguirme. Para mí este tipo de programas, que le da a la gente esa cuota de felicidad que necesita, y que saca de cuajo la violencia con la que se vive, sirve y suma”.

Por último, y haciendo hincapié en la tarea solidaria que lleva adelante como presidente de la fundación “Pequeños gestos, grandes logros”, Sosa reveló cuáles son los motivos que la llevan a querer ayudar. “Lo que primero motiva es la necesidad del otro. Me parece una obligación del ser humano. Al caído se lo levanta, no se lo pisa, ni se le es indiferente. Para mí es un lema para vivir, así fui criada, y quiero que mi vida contagie, que mi ejemplo contagie, por eso me interesa inculcar la cultura de la solidaridad. Hay gente que mira para otro lado y yo les diría que la solidaridad no muerde. Lo único que te devuelve son alegrías”, concluyó.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario