jueves, 3 de agosto de 2006

Un ritual sobre la ausencia

"LOS MUERTOS" DE MARIANO PENSOTTI SE VIO EN ALEMANIA Y LLEGO A BUENOS AIRES

03.08.2006 | La pieza codirigida por Beatriz Catani se refiere a la muerte como ritual y a la desaparición de figuras populares, asociando el teatro a los cementerios. Producida por el Instituo Goethe formó parte del ciclo Buenos Aires-Berlín.

Hace un par de años atrás Mariano Pensotti y Beatriz Catani fueron convocados por el Instituto Goethe para montar una obra en Alemania, inspirada en acontecimientos sociales ocurridos en la Argentina. El dúo que había codirigido con anterioridad "Los 8 de Julio" en 2002, para el Proyecto Biodrama, se dedicó a una amplia tarea de investigación y así crearon "Los muertos", una propuesta teatral que en noviembre de 2004 se conoció en el teatro Hebbel de Berlín. Protagonizada por Alfredo Martín, Matías Vertiz y Nikolaus Kirstein, la obra desde hace pocos días, puede verse los viernes, a las 22, en El camarín de las musas, de Mario Bravo al 900. En un descanso de los ensayos uno de sus directores Mariano Pensotti ("Vapor", "La marea") dialogó con La Prensa, en el amplio hall del complejo de salas, ubicado en el barrio del Abasto. "Los muertos" plantea la representación de la muete en la Argentina y está inspirada en una serie de hechos ligados a la política y la cultura local. "La obra se presentó dentro del ciclo Buenos Aires-Berlín que permitió el intercambio de artistas de los dos países. Su estreno en Alemania fue extraño porque el público no conoce determinados hechos de nuestra realidad social, sin embargo se interesaron en lo que se contaba y hasta se acercaron a preguntarnos sobre algunas situaciones", asegura Mariano Pensotti.

PUENTE CULTURAL

-¿Cuáles fueron los contenidos que pidió Alemania en la elaboración del trabajo? -Estaban interesados en una obra que tuviera una relación con alguna particularidad social de la Argentina. La idea primera fue que se enmarcara dentro de un proyecto ligado a las artes plásticas llamado ex Argentina, referido a aspectos sociales de nuestro país. Como nuestro trabajo tenía un carácter más teatral formó parte del ciclo Buenos Aires-Berlín. -Florencio Sánchez escribió una pieza a la que tituló "Los muertos". ¿La obra actual está inspirada en aquella, cómo fueron trabajando el texto? -Lo que hicimos fue hacer una investigación más documental alrededor de las representaciones de la muerte en la Argentina. También hicimos una filmación en video sobre hechos que tenían una relación directa con la muerte, que incluye: entrevistas a sepultureros del cementerio de la Chacarita; imágenes de filmes en las que aparecen actores escenificando escenas de la muerte, o información sobre estadísticas de fallecimientos por desnutrición, por inundaciónes. Paralelamente comenzamos a trabajar con algo más vinculado a la ficción. Se trata de "Los muertos" de James Joyce que hace treinta años atrás protagonizó Alfredo Martín, cuando era muy joven, con un grupo de actores, que en su mayoría murieron. Sobre este último aspecto a Beatriz y a mí nos pareció interesante que Alfredo representara un fragmento de esa obra, haciendo el papel de sus compañeros de elenco que ya no están. -¿De qué modo fueron fusionando elementos como el video y la actuación en vivo? -La obra está compuesta de dos partes: una ficcional en la que Alfredo Martín representa los personajes de Joyce y otra más documental que personifica Matías Vertiz, en la que hace una interpretación personal de lo que observa en el video. A partir de esas imágenes ese actor hace comentarios a veces muy fundamentados teóricamente o muy delirantes sobre lo que ve, incluímos ese contraste porque obviamente es una pieza teatral, no un informe sociológico. Otro aspecto es la asociación que hacemos entre los cementerios y los teatros.

TEATRO CON LUTOS

-¿De qué manera asocian el teatro con los cementerios? -Al visitar los cementerios nos dimos cuenta de la teatralidad que contienen las tumbas, al intentar hacer que ese cuerpo ausente esté presente a través de fotos, u objetos del ser querido. Lo mismo ocurre cuando se ingresa a una sala y se ve una escenografía puesta en el escenario, la que de algún modo transmite una información sobre los personajes que en ese momento están ausentes.

Fuente: http://www.laprensa.com.ar/302718-Un-ritual-sobre-la-ausencia.note.aspx

No hay comentarios.:

Publicar un comentario