martes, 7 de abril de 1998

El Instituto Nacional de Teatro, en marcha

De estreno: comienza su actividad un organismo cuya creación fue un viejo anhelo de los teatristas de todo el país.

Martes 7 de abril de 1998 | Publicado en edición impresa

Ayer se realizó la presentación formal del Instituto Nacional de Teatro. En la sede de la entidad, formada a partir de la promulgación de la ley nacional de teatro, se concretó una conferencia de prensa para exponer los lineamientos generales del nuevo organismo, que preside Lito Cruz.

En el organismo, ubicado en la Casa del Teatro (Av.Santa Fe 1243, 7¼ piso), estuvieron presentes los miembros del consejo de dirección, conformado por sus secretarios generales y representantes del quehacer teatral, de la Secretaría de Cultura de la Nación y de todas las regiones del país.

Las actividades previstas para el año incluyen la realización de la Fiesta Nacional del Títere; la de Teatro, que tendrá lugar en Córdoba; el Festival Latinoamericano de Mimo; la primera edición de la Fiesta Nacional de Teatro-Danza y una nueva edición de 300 Ciudades cuentan su historia.

Según declaró Lito Cruz, "para la realización de estos encuentros escénicos nos pusimos un tope de 8 mil pesos. No vamos a gastar más que eso. Por otra parte, hicimos convenios con las entidades de cada lugar para poder concretar estos encuentros".

El instituto, ente económicamente autárquico, recibe fondos del 8% del Comfer y del 1% de los juegos de azar, suma que el Parlamento nacional estimó en 11.143.000 pesos anuales.

"Nos podemos equivocar en las políticas que apliquemos, pero no nos podemos equivocar en la transparencia en el manejo del dinero", sostuvo Cruz.

Entre los planes del instituto figura el de declarar de interés cultural a todas las salas de "probada trayectoria" (sic) en el circuito del teatro independiente. Para tal fin, el instituto está armando un registro de salas para, luego, saber exactamente con qué disponibilidad se cuenta para el armado de giras, asistencias o realización de talleres de todo tipo.

"El teatro no puede pasar sólo por la calle Corrientes. El teatro argentino comienza en Tierra del Fuego y termina en Jujuy. Con este instituto tenemos que generar un hecho verdaderamente federativo", afirmó ConcepciónRoca, representante de Río Negro. "Esto es un desafío, me alegro de formar parte de esto. La ley no sólo debe funcionar, sino que debe multiplicarse", sostuvo el director Rubens Correa.

Por lo pronto, todas aquellas salas o proyectos que quieran recibir un subsidio deberán llenar un formulario que, desde ayer, está a disposición de los teatristas del país. Los integrantes del directorio prometieron trámites rápidos, claros en cuanto al manejo de los fondos y sin que se presente ningún tipo de sospechas en cuanto a la selección de proyectos.

Para los subsidios tendrán preferencia aquellas obras de autor nacional. El sistema de becas y préstamos sólo se pondrá en funcionamiento el año próximo. "Todavía no tenemos la infraestructura necesaria para poder aplicarlas", afirmó el presidente del Instituto Nacional de Teatro.

Fuente: http://www.lanacion.com.ar/nota.asp?nota_id=92819