jueves, 21 de junio de 1984

Luisina Brando en Noches sin lunas ni soles (1984)



Noches sin lunas ni soles
Estreno: 21 de junio de 1984
Duración 97 min.
País Argentina
Director José A. Martínez Suárez
Guión José A. Martínez Suárez, Rubén Tizziani
Música Roberto Lar
Fotografía Alberto Basail
Reparto Alberto de Mendoza, Luisina Brando, Lautaro Murúa, Arturo Maly, Cacho Espíndola, Rudy Chernicoff, Eva Franco
Productora Horacio Casares Prod. S.A.
Género Intriga. Thriller | Crimen

Crítica por Gustavo J. Castagna

Un film argentino realizado a contramano de la época que retoma el género en estado puro

Una película que resucita los mejores exponentes del cine de los estudios. Noches sin lunas ni soles es un policial contado desde adentro, a propósito del conocimiento de las reglas genéricas. Partiendo de la novela de Rubén Tizziani, Martínez Suárez narra la relación hombre-ciudad, el pasado y la ética como destino final, el dinero como eje y única salida y la marcación de personajes opuestos -policías y delincuentes- en un plano de igualdad, condición básica en un film negro. Cairo es el centro, pero a su alrededor (corno si se estuviera viendo un film de los 40 de la productora Warner) circulan secundarios notables: un anarquista español, los padres del amigo muerto, un par de outsiders, un inolvidable cana personificado por Murúa y una prostituta romántica. Tres escenas fundamentales: el duelo final entre Alberto de Mendoza y Murúa, el interrogatorio policial en la comisaría y el momento de seducción cuando Cairo observa la bombacha de Luisina Brando colgada de un broche en un patio bien argentino. Noches sin lunas ni soles pertenece a una probable lista que abarque los quince mejores policiales argentinos y pide a gritos una urgente revalorización.

Fuente: http://www.cinenacional.com/critica/noches-sin-lunas-ni-soles